La Diócesis de Tuxtepec lamenta profundamente la tragedia ocurrida en la tarde del día de ayer jueves, en la que por el colapso de la estructura que sostenía el colado que se estaba aplicando al remate del techo de la Catedral, perdieran la vida 4 trabajadores y resultaron lesionadas 17 personas. Las personas que fueron internadas, algunas ya fueron dadas de altas.

 

 

Nuestra oración por los fallecidos y el más sentido pésame a sus familiares, a quienes les expresamos nuestra solidaridad y apoyo incondicional en estos momentos de dolor.

A los lesionados que se encuentran recuperando en los distintos hospitales de la ciudad y a sus familiares, les reiteramos también nuestro total apoyo para su pronta recuperación.

Reconocemos y agradecemos la respuesta pronta, solidaria y efectiva del pueblo Tuxtepecano y poblaciones vecinas, que desde los primeros momentos se volcaron a brindar ayuda en la remoción de escombros para recuperar a las víctimas. Nuestro reconocimiento también para los organismos de socorro que se hicieron presentes de modo inmediato, así como las autoridades municipales y estatales que están colaborando activamente en ayuda de los afectados.

Como Pueblo Creyente manifestamos nuestra esperanza en Cristo en medio de la oscuridad del dolor y de la muerte, y ofrecemos nuestra disponibilidad a colaborar con las autoridades en el esclarecimiento de los hechos para deslindar las responsabilidades pertinentes.

Mons. José Alberto González Juárez

III Obispo de Tuxtepec.