Estado 20 / Francisco Cruz

Oaxaca, Oax.- Líderes del Sindicato de Telefonistas de la República Mexicana (STRM) y de la Unión Nacional de Trabajadores de México advirtieron la pretensión del Gobierno Federal y del sector empresarial de propinar un nuevo golpe a las jubilaciones y pensiones de los trabajadores.

 

 

El secretario general de la Sección 75 del STRM, Bolaños Ventura, anunció la realización mañana de un foro en el que expondrá el doctor Gustavo Leal Fernández sobre el futuro de la Seguridad Social en México

Agustín Vanegas, coordinador de la zona 7 del sureste de la República del STRM explicó que se está planteando dar a conocer a través de foros sobre el rumbo que el Gobierno y los empresarios quieren para las jubilaciones y pensiones; y dar a conocer la postura de los sindicatos y de los trabajadores para impedir que se lleven a cabo estas reformas.

De esta forma, detalló que hace 18 años las pensiones y jubilaciones de los trabajadores mexicanos en 1997 se privatizaron como resultado a la reforma a la Ley del Seguro Social del año de 1973, fecha en que se crean las Afores. El gobierno federal prometió en aquel entonces que con esa medida se daría solución a la carga que representaban los jubilados y pensionados para el sistema que para ese momento administró el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS).

Desde 1997 las Administradoras de Fondos para el Retiro (Afores), se ha encargado de administrar los ahorros de los trabajadores mexicanos y, se han dedicado a especular con los ahorros de los trabajadores en la Bolsa Mexicana de Valores, concepto que asciende a casi 2.5 billones de pesos, dinero que se ha acumulado desde hace 18 años.

A pesar de esa inmensa fortuna, las afores no otorgarán a los trabajadores pensiones para que lleven a una vida digna.

Por otro lado, los trabajadores bajo el cobijo de la Ley del Seguro Social de 1973, tienen asegurada una pensión de más del 60 por ciento de su último salario, que es una tasa de retorno; mientras que las afores sólo brindan pensiones de alrededor del 30 por ciento del último salario.

En el 2015 se dieron varios acontecimientos que denotan la pretensión del gobierno y organizaciones patronales e internacionales de llevar a cabo un cambio en el régimen de jubilaciones y pensiones tanto de las afores como de los trabajadores que tienen derecho a jubilarse bajo el sistema de la ley del 73.

En abril de 2015 durante la semana nacional de la Seguridad Social en el Senado de la República. La iniciativa privada representada por el Consejo Coordinador Empresarial y la Concanaco, manifestaron su punto de vista sobre las modificaciones que el sistema de pensiones debería sufrir en los próximos años. Ese mismo año, la iniciativa privada trabajó en las modificaciones al sistema pensionario, esto en el Congreso Nacional de Aseguradoras en el que estuvo presente el presidente de la república, Enrique Peña Nieto.

En el segundo semestre de 2015, la OCDE a través de José Ángel Gurría publicó un documento en donde hacen recomendaciones para mejorar el sistema de pensiones, además de las declaraciones del sector empresarial. Las cuales son coincidentes en que se efectué un incremento a las contribuciones obligatorios entre 13 y 18 por ciento, un aumento de los años de cotización y en los años de jubilarse de 65 a 70 años de edad.

En tanto que Peña Nieto envió una iniciativa de Ley para crear un organismo paraestatal que administre las pensiones de los trabajadores del Gobierno Federal; dicha iniciativa fue aprobada y enviada al Senado de la República para su revisión y aprobación.

Agustín Vanegas advirtió que con esta iniciativa de Peña Nieto está en riesgo el patrimonio de un millón y medio de burócratas de ser aprobada por el Senado, porque además, plantea que la iniciativa privada participará y manejará en la administración de estos recursos que ascienden a alrededor de 115 mil millones de pesos.

“Son los riesgos que ocurren al futuro de las pensiones y jubilaciones. Lo rechazamos porque sería otro atentado contra los derechos laborales de los trabajadores”.