Ciudad de México. El Ejército mexicano es respetuoso de las disposiciones nacionales e internacionales en materia de derechos humanos y por eso no le preocupa cumplir con su trabajo ni tener que rendir cuentas, sostuvo este sábado el general José Carlos Beltrán, director de Derechos Humanos de la Secretaría de la Defensa Nacional.

El militar participó en el noveno Foro de Seguridad, Justicia y Paz “Justicia posible, perdón necesario”, celebrado en la Universidad Intercontinental

Dijo que las labores que el Ejército realiza “en auxilio y apoyo de la seguridad pública” han sido siempre a petición expresa de las autoridades civiles federales o locales y que cuando los soldados detienen a alguna persona, lo entregan a las instancias competentes, por lo que no es válido hablar de que hay militarización en el país. “Si nosotros hiciéramos las investigaciones y aplicáramos sanciones a los infractores por nuestra cuenta bajo una condición de excepción, si las tropas detuvieran, investigaran, enjuciaran e internaran en prisiones militares a esos delincuentes, sería militarización”, afirmó.

Y agregó que si el ejército tiene que intervenir en asuntos de seguridad pública es “porque alguien dejó de hacer su trabajo” y que quizás esas autoridades incumplidas “son los que tienen que ser ser llamados a rendir cuentas”. Y agregó que llamar a rendir cuentas a las fuerzas armadas “es a veces más una cuestión mediática”.

Se acusa al Ejército, dijo, “pero quien originó esta situación nunca es llevado a un tribunal internacional ni ante las comisiones internacionales de derechos humanos”.

En el mismo foro, el arzobispo de Acapulco, Carlos Garfias Merlos, sostuvo que hará un llamado a los padres de los 43 normalistas desaparecidos de Ayotzinapa “a que puedan perdonar” a los responsables de los crímenes cometidos contra sus hijos.

Dijo que el perdón es parte del camino a seguir para reconstruir a la sociedad y dijo que la iglesia en México invitará a que el perdón y la reconciliación sean parte de una política pública. “Perdonar no es olvidar, sino recordar con buenos ojos. Y la justicia no es castigar, sino recuperar”, afirmó.

En el foro participaron además miembros de la Unión Nacional de Padres de Familia, de la campaña Construir la Paz y Reformar la Justicia, de la Alianza de Maestros, A Favor de lo Mejor, Movimiento Blanco, y del del Consejo Ciudadano para la Seguridad Pública y la Justicia Penal.