Bajo la premisa de que la Agenda por Oaxaca no está enmarcada sólo en una visión empresarial sino en una visión incluyente, social, participativa y responsable para poder transformar y crear las mejores políticas públicas que nos permitan pasar de un estado subsidiario a uno que genere oportunidades y progreso para todos, representantes de sector empresarial presentaron el documento que tratarán de impulsar con los candidatos al Gobierno del Estado.

 

 

Son propuestas puntuales que servirán como base para crear un “Estado moderno, más productivo, más competitivo, con mejores condiciones para poder detonar la inversión y la generación de empleo”. Una especie de buenas intenciones que buscan animar una nueva forma de hacer política para tratar de responder a lo retos que desde hace mucho encara el estado y que por atender intereses personales o de grupo se han pospuesto.

Contempla una visión del impulso a la economía oaxaqueña, en beneficio de los agricultores, pequeños productores y la creación de rutas turísticas que permitan la generación de empleos bien remunerados para evitar la migración y la fragmentación de las familias oaxaqueñas. Una tarea nada fácil ni sencilla cuando la economía nacional enfrenta los embates de factores internacionales y que sin duda, merman la capacidad de desarrollo y progreso.

A no dudar, resaltan propuestas muy concretas como es la creación del sistema estatal anticorrupción, la transparencia en el gasto público, una nueva ley de obra pública y el acceso a una educación de calidad, entre otros. Es decir, una puntual rendición de cuentas donde la discrecionalidad y la impunidad sean desterrados como parte de la nueva cultura que reclaman los oaxaqueños, siempre en aras de abatir la corrupción.

Tal y como lo plantea, se trata de que los dirigentes de partidos políticos y sus representantes a puestos de elección popular se comprometan a impulsar políticas públicas y leyes que ayuden al crecimiento, inversión, empleo, a fortalecer el Estado de derecho, e impulsar la transparencia y la rendición de cuentas, con un compromiso irrestricto contra la corrupción y la impunidad.

¿Quién dice yo?

… A VUELO DE PÁJARO

El líder nacional del Movimiento Regeneración Nacional (Morena), Andrés Manuel López Obrador iniciará mañana un recorrido por 20 municipios de la región de la Sierra Sur, Mixteca y Valles Centrales de Oaxaca. El próximo lunes 21 de marzo, se reunirá con líderes de ese partido para dar a conocer un planteamiento preciso sobre el tema de la educación en la entidad. En ese escenario, Aurelio Nuño, secretario de Educación Pública, consideró que este personaje representaría una amenaza para la reforma educativa. “No sé cómo decirlo, si candidato o precandidato a la Presidencia, no sólo dejaría de trabajar en la reforma, sino que la echaría abajo”, dijo ante empresarios de American Chamber of Commerce.

Buscan amarre

Si bien el plazo fatal para aprobar la Ley Estatal de Educación es en la primera quincena de abril y con ello evitar cualquier daño mayor, los fracciones del PAN, PRD y PRI en la LXII Legislatura local buscan alcanzar un acuerdo que les permita tener dos iniciativas para votar, entre la que envió el gobernador Gabino Cué Monteagudo y la de Gobernación-SEP. En 2015 la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) envió un ultimátum a los diputados de la LXII Legislatura para armonizar la Ley Estatal con la Ley Federal, lo cual no fue acatado por las presiones magisteriales.

Violencia

La disputa por la tierra volvió a enfrentar a dos comunidades oaxaqueñas: Santos Reyes Zochiquilazala y San Martín Peras, del distrito de Santiago Juxtlahuaca. Hasta el momento hay personas lesionadas de Zochiquilazala y un integrante de la Policía Municipal de San Martín Peras, así como dos muertos. Todo se originó cuando un grupo de 30 vecinos de Santos Reyes salió a trabajar al campo, en límites con San Martín Peras, donde fueron agredidos con disparos de armas de fuego. Efectivos de la Policía Estatal y de la Agencia Estatal de Investigaciones (AEI) implementan recorridos de seguridad y vigilancia en la zona para evitar un nuevo enfrentamiento.

Poco diálogo

Las comunidades sostienen un conflicto agrario por una superficie de 278-27-24 hectáreas que jurídicamente le pertenecen a la comunidad de Santos Reyes Zochiquilazala y que las tiene en posesión San Martín Peras. La Secretaría General de Gobierno, a través de la Junta de Conciliación Agraria, en el transcurso del año 2014 sostuvo reuniones conciliatorias con ambas comunidades, en las cuales se obtuvo como resultado el acuerdo de dividir la zona en conflicto al 50% para cada una de las partes. El 20 de junio del 2015 y 20 de enero del 2016, los integrantes del Comisariado de Bienes Comunales de San Martín Peras, manifestaron que por acuerdo de su asamblea ya no asistirán a pláticas conciliatorias que se les invite con Santos Reyes Xochiquilazala y que se enfocaran al juicio instaurado con motivo de este conflicto ante el TUA 46, con sede en Huajuapan de León, radicado bajo el número de expediente 1518/2014.

____________.

Volveremos

______________.