BIEN me dijo ayer un agudo observador del quehacer político. Ver tantos candidatos (8) a gobernador, no es democracia, es oportunismo, afán de negocios. Es pues, la descomposición de la política.

 

 

Con el registro de la candidatura del priísta ALEJANDRO MURAT HINOJOSA y del primer candidato independiente MANUEL GARCÍA LÓPEZ, se cierra la inscripción para una competencia electoral nunca vista en Oaxaca.

RESULTA inédito por tantos competidores; hasta la semana pasada eran ocho. Además, eso de contender, es un decir porque algunos se inscribieron sólo para ver qué obtienen.

Se esperaba, por ejemplo, que el Partido Encuentro Social, inscribiera candidato propio pero se impuso la astucia de “Los Chendo” Félix Rosendo y todo su clan. Dicen que también metió la cola, digo, las manos, el exsenador cara sucia, Robles Montoya, muy raro que un día antes, el aventurero traído de Michoacán, presumiera aún su alianza con el PES pero, de pronto, dijo que no. En el último momento lograron que este partido se uniera a la coalición que encabeza el PRI ¿Se dan cuenta de la superficialidad ideológica de los dueños de estos negocios, dijo, partidos?

En estos habilidosos personajes de la política truculenta –“Los Chendo”– se hace realidad el aforismo: “político sin suerte no es buen político”. Y vaya que tienen suerte. Defenestraron al PRD y saltaron al PES, para hacer el trabajo sucio contra JOSÉ ANTONIO ESTEFAN GARFIAS, como candidato a diputado federal por el distrito de Tehuantepec. Por un pelito logran que el abanderado del PES ganara. Perdieron pero ahora la fortuna les vuelve a sonreír al alinear al PES a la candidatura de ALEJANDRO MURAT, a quien consideran seguro triunfador. Esto significa que “Los Chendo” seguirán acrecentando sus caudales, como las propiedades que tienen en Canadá.

OTRO de los partidos que no registró candidato fue el MC. Dicen los enterados que JOSÉ SOTO, regenteador de este partido en Oaxaca, entregó buenas cuentas al no ir con candidato propio, pero falló al no concretar coalición formal con el PRI. Pero nadie dude serán, aliados de facto.

CUESTIONADOS

Con excepción de dos o tres candidatos que tienen formación política y perfil académico, en el resto de los ocho sólo vemos protagonismo, oportunismo, afán de negocios y hasta poses folclóricas como las del trepador de la política, dueño del PSD, MANUEL PÉREZ MORALES ¿Quiénes son?

INICIEMOS con este último. Representa el clásico chapulín de la política que brinca de partido en partido. Como muestra de su audacia, vale recordar lo que relaté en esta columna: para consolidar su negocio, digo su partido local PSD, tuvo que recurrir a paleros del PRI para que les prestaran clientela política que llenara sus asambleas constitutivas. Una vez que el Instituto Electoral o un notario público daban fe de la asistencia a esas reuniones, la clientela tricolor salía de las asambleas del PSD para ir a cobrar al PRI. Obvio, tal transacción se hizo con la autorización del entonces gobernador ULISES RUIZ, quien, desde ese tiempo, ya percibía un PSD local fantoche. ANTES, Pérez fue echado de la tribu UCD del PRD, donde hacía negocios con “El Demonio de Tasmania” Flavio Sosa y Amador Jara. Su pareja fue delegada del PSD nacional, un partido que, al desaparecer, su dueños no regresaron al IFE, hoy INE, los edificios, muebles y demás patrimonio partidista que constituyeron con el dinero que recibían por prerrogativas. Este robo provocó polémica nacional y discusiones sobre la necesidad de legislar para que los partidos políticos al desaparecer rindan cuentas sobre el dinero público que reciben. En el caso de la delegada del PSD trascendió que compró dos hectáreas de playas en Puerto Ángel, cuyo destino final, nadie sabe.

Con base en el comportamiento político de Pérez Morales, avizoro que su registro como candidato a gobernador sólo es para tener algo qué negociar con el triunfador del 5 de junio próximo.

CARICATURA

CUANDO un partido como el PRD entra en descomposición y tiene entre sus activos a verdaderos pillos necesariamente enfrenta consecuencias políticas desastrosas. Es el costo que paga este partido al tener que soportar en sus filas la pésima imagen de ese simulador de la política motejado “El verrugas” HUGO JARQUÍN, la ausencia de políticos con ideología y principios provoca entre los amarillos, como en otros partidos, que la corrupción y socarronería se confundan con inteligencia. Y esto trae consecuencias. Por ejemplo, la falta de valores hace que tan caricaturesco personaje echado del club de los adoradores de AMLO, que fue quien lo hizo diputado federal, se alce hoy como adalid del perredismo chapulinero. ANTE la decadencia de valores políticos en el PRD nadie se sorprenda cuando este partido, de pronto, tenga como líder a un símbolo del desenfreno desde el poder. Es un patético borrachín quien exhibe sus incoherencias ante la televisión nacional y mundial. Un audaz que, en oscuras componendas con la autoridad trafica con espacios públicos (parques y jardines)

TREPADOR

BUENO pero ¿Qué tiene que ver un perredista en este tema? Resulta que, no conformes con los estropicios que causa en su partido, HUGO JARQUÍN, ha llevado su poder vandálico al PUP ¿Saben qué hizo? Impuso como candidato a gobernador de este partido a uno de su misma calaña. Sin perfil ni trayectoria política. Juega por la candidatura un tal Francisco Javier Jiménez.

Entre el dueño del PUP, URIEL DÍAZ CABALLERO Y HUGO JARQUÍN, decidieron tal candidatura con fines muy claros: favorecer el triunfo del PRI. Estos dos individuos que denigran la función pública. Con sus acciones confirman el sentir popular de que la política es sólo para cínicos, depredadores de los valores de convivencia entre los oaxaqueños, trepadores del poder sin conciencia alguna, vividores de los presupuestos públicos y fieles corruptos por la apropiación privada de los bienes públicos como parques y jardines. De esto último se valió “El Verrugas” para ser candidato del PUP a alcalde siendo diputado del PRD. Aunque no ganó, se adjudicó una regiduría que le traspasó a su achichincle Francisco Jiménez. Éste, fue regidor de mercados y es el principal traficante de puestos ambulantes.

De los otros candidatos, mañana comentaré.