En la parte posterior de Plaza Oaxaca, se ubica un encierro y bodega donde almacenan aparatos para ejecicios físicos al aire libre.

 

 

El bodeguero dio a conocer que no tiene conocimiento de quién es el dueño del inmueble y aseguró que no es patrimonio del Gobierno del Estado de Oaxaca.

Según vecinos del lugar el propietario es el señor Alfredo Harp Helú, a quien señalan de estar apoyando a la ciudadanía con estructuras mecánicas ejercitables para fomentar el deporte en combate a las enfermedades causadas por el sedentarismo.

Los aparatos que permanecen al aire libre, bajo el sol, el polvo y la lluvia, se encuentran en óptimas condiciones y constantemente sacan paquetes de ellos para donarlos a colonias, agencias y municipios.