* ¿Y quién es Oswaldo García Jarquín? ¿Alguien lo conoce?

* El IEEPCO, de mal en peor con Gustavo Meixueiro

* Finanzas, en graves aprietos; en breve habrá protestas.

Con una multitudinaria marcha del candidato Eduardo Bautista, este miércoles concluyeron las campañas para la elección de rector de la Universidad Autónoma “Benito Juárez” de Oaxaca (UABJO).

Sin embargo, este hecho como los anteriores, desde la postulación y sucesos de semanas atrás, sólo representó la penúltima de las farsas que ha promovido el actual responsable de la máxima casa de estudios, Eduardo Martínez Helmes, para perpetuar a su familia en el poder, simulando una elección.

¿Quién es Eduardo Bautista? Lo único y poco que se le conoce son su licenciatura en Sociología por la misma UABJO y un doctorado en Ciencias Sociales, además de ser profesor-investigador en diversas instituciones.

Al inicio de febrero del 2015, y sin terna ni proceso electivo, fue designado como del Instituto de Investigaciones Sociológicas de la misma universidad; a mediados de marzo de este año pidió licencia al cargo y dejó de encargada a Virginia Guadalupe Reyes de la Cruz

Un barrunto de violencia, el 8 de marzo, presagiaba un proceso agitado, debido a la irrupción de un grupo de porros encabezados por uno de los dirigentes del STAUO, Amílcar Sosa, quien fue después “convencido” de sumarse a Eduardo.

Dos días después y bajo un fuerte contingente policiaco, y ya sin presencia de porros, se efectuó la sesión del Consejo en que se emitió la convocatoria.

De la noche a la mañana, el gris académico fue postulado como candidato a rector y registrado el día 2 de mayo, en cuya jornada se inscribieron otros dos aspirantes, Silviano Cabrera Gómez y Miguel Ángel Reyes Franco, que terminarán siendo una comparsa.

De manera muy generalizada e improvisada, la propuesta de Eduardo Bautista es impulsar una universidad de alta calidad en los distintos niveles, educación media superior, licenciaturas y posgrados, la responsabilidad social de la universidad con Oaxaca, así como el fortalecimiento de los rubros de investigación y vinculación de la UABJO. Nada de combatir el porrismo.

Días previo al registro formal de los aspirantes, de acuerdo con nuestras fuentes universitarias, funcionarios de alto nivel del Gobierno del Estado llamaron a Martínez Helmes y acordaron una elección tersa, con candidato a modo: Eduardo Bautista Martínez.

Así se cumplió el anhelo del actual rector, de dejar sucesor a su conveniencia, para que no indague, no hurgue, no pregunte por los cuantiosos recursos económicos, las prebendas para ciertos funcionarios, los negocios con las constructoras, el manejo de la nómina vía “outsourcing”, la venta de calificaciones, el acoso sexual y laboral, el narcomenudeo, pero sobre todo el grave porrismo que ya inundó toda la UABJO.

Quien gana es la dinastía Martínez Helmes, cuya cabeza, Abraham Martínez Alavés, que se ha perpetuado en la universidad desde que este último fue rector, que ha usufructuado los cargos, que ha metido a toda su familia a la nómina, que ha beneficiado a sus socios empresariales, y que se ha ligado con el gobierno para mantener los cotos de poder.

Este viernes 13 de mayo se efectuará la elección donde más de 25 mil estudiantes, además de trabajadores y académicos, presuntamente votarán de manera directa y secreta.

Sin embargo, el resultado es previsible desde ahora: ganará Eduardo Bautista Martínez, porque sus operadores políticos y financieros así lo han convenido. Habrá algunas cuantas manifestaciones, algunos cuantos descontentos, pero en menos de un mes todo se habrá disipado, porque al gobierno estatal no le interesa mejorar la academia, sino únicamente no tener problemas que interfieran a las ya de por sí complicadas elecciones universitarias.

¿Habrá cambios en la UABJO? Ninguno, seguirán los mismos vicios y aún se incrementarán; que se jodan los estudiantes.

NIMIEDADES

1.- Arrogante, soberbio, con desconocimiento pleno de lo que es una campaña política y pésimo funcionario cuando dirigió el Instituto de Estudios de Bachillerato de Oaxaca, OSWALDO GARCÍA JARQUÍN presume de la nada que va en tercer lugar de las encuestas y que podría ganar la presidencia municipal de Oaxaca de Juárez. ¿Alguien en su sano juicio le cree? Por lo menos desde hace muchos, pero muchos meses, no se le ve por colonias o agencias de la capital para conocer a la gente, para saludarla; mucho menos ha pisado polvorientas y agrestes calles de zonas populares. Peor aún, ni siquiera conoce cuántas colonias tiene la capital. ¿Y así confía Andrés Manuel López Obrador en su candidato? Si únicamente se la pasa en lujosas oficinas mientras que activistas contratados con altos pagos le hacen el trabajo.

2.- En graves aprietos se encuentra el IEEPCO que encabeza el discípulo de Fraguas, GUSTAVO MEIXUEIRO NÁJERA, pues ha tenido yerro tras yerro y los más graves recientemente son los reveses que le propinó el Tribunal Estatal Electoral, al quitar candidaturas a Carol Antonio Altamirano y Juan Iván Mendoza Reyes, mismas que había avalado el organismo electoral, a pesar de graves irregularidades. Y ahora en breve el IEEPCO será denunciado por negarse a aprobar, ya ni siquiera organizar, la realización de un debate entre aspirantes a dirigir la ciudad de Oaxaca. Recientemente Meixueiro fue denunciado por otorgar a empresas del Estado de México, con total opacidad, la impresión de boletas y demás material electoral. Quizá debiera el Tribunal federal hacer lo mismo que en Chiapas: desaparecer a todos los consejeros.

3.- La Secretaría de Finanzas que encabeza ENRIQUE ARNAUD VIÑAS, pues hay multitud de quejas por falta de pagos. En breve, empresarios, proveedores, constructores y demás prestadores de servicios del Gobierno del Estado harán protestas porque en algunos casos desde hace más de medio año y en otros de más de un año, no les han pagado. La pregunta que se hacen muchos oaxaqueños, miles, es si no estará desviando los recursos financieros a las campañas electorales.