Maestros de la CNTE se retiraron de Bucareli, donde mantenían una protesta contra la reforma educativa.

 

 

Esta vez, ninguna comisión fue recibida en la dependencia. En respuesta, el magisterio programó para este viernes bloquear las inmediaciones del Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México (AICM).

 

“El Gobierno federal no nos oye, nos responde balas y represión, con gases lacrimógenos, en lugar de combatir al narcotráfico, combate al magisterio”, reprochó Víctor Rodríguez, maestro mexiquense e integrante de la dirección política nacional de la CNTE.

 

“Hay una cerrazón del Gobierno para dialogar, pero la CNTE tiene un plan de acción y este viernes vamos a ir al Aeropuerto, nos tienen que escuchar”.

 

Los maestros afectaron desde mañana de este miércoles la circulación en Paseo de la Reforma, tras una protesta a las afuera de la Bolsa Mexicana de Valores y después una marcha al Senado.

 

De la torre legislativa marcharon a la Segob, donde permanecieron otras dos horas lanzando arengas contra el Gobierno de Enrique Peña Nieto.

 

“Nuestra protesta es contra la reforma educativa, ése es el punto, abrogar esa reforma, como primer punto, después abrogar todas las reformas que ha avalado este Gobierno, todas. Ése es el plan que estamos contemplando y estamos pidiendo a la sociedad que se sume”, pidió Rodríguez.

 

El maestro dijo que en Estado de México ya despidieron a un centenar de profesores por acudir a las marchas.

 

No obstante indicó que ni con esa medida van a desistir de su lucha.

 

Los maestros regresaron a su plantón en la plaza de la Ciudadela, donde comen tacos de canasta, tortas y alimentos traídos de los mercados aledaños.

 

En tanto la Policía Federal envió a sus elementos a realizar una guardia a la terminal aérea

 

Reforma