Juan Melchor, integrante de la Dirección Política Nacional del sindicato, advirtió que el intento del gobierno federal para descabezar la Coordinadora Nacional de los Trabajadores de la Educación (CNTE) “es vano y lo seguirá siendo”, en referencia a la ola de detenciones de líderes magisteriales lanzada este fin de semana.

 

 

“El liderazgo no es de una persona en la CNTE, es colectivo”, recordó el integrante de un pequeño contingente de maestros agremiados que se reunió la mañana del pasado 13 de junio frente a la sede de la Procuraduría General de la República (PGR) y exigió la liberación de Rubén Núñez Ginez y Francisco Villalobos Ricardez, los líderes de la sección 22 de Oaxaca que fueron detenidos el pasado fin de semana y encarcelados en Hermosillo, Sonora.

 

Las autoridades imputan a Núñez el delito de lavado de dinero por la supuesta firma de convenios ilegales y el cobro de comisiones con tres empresas; mientras que a Villalobos le imputan el de robo agravado.

 

“No aceptamos que nuestros representantes sean ladrones de cuello blanco”, dijo Melchor. Añadió que “podemos demostrar con los talones de cheques” la inocencia de los líderes. En cambio, sostuvo que los verdaderos delincuentes se encuentran en el Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación (SNTE), encabezado por Juan Díaz de la Torre.

 

Al salir de una reunión en la PGR, Melchor calificó de “sin fundamento” o “simple amenaza” las declaraciones que dio en entrevista radiofónica Gilberto Higuera Bernal, subprocurador de control regional, procedimientos penales y amparo.

 

Al aire en Grupo Radio Fórmula, el funcionario de la PGR aseveró que las autoridades mexicanas tienen “24 órdenes de aprehensión pendientes” contra líderes de la CNTE por “diversos hechos”.

 

Proceso