· Afectaciones al sector productivo en Oaxaca suman ya más de mil 700 millones de pesos de acuerdo a representantes de cámaras empresariales

 

· El diputado panista afirmó que de no existir acciones rápidas y efectivas continuará el cierre de negocios, desempleo y aumento de inseguridad

 

San Raymundo Jalpan.- En sesión ordinaria de la LXII Legislatura del Congreso del Estado, el diputado del Partido Acción Nacional (PAN), Sergio Bello, señaló como injustificadas y equivocadas las acciones que el Gobierno Federal y la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE), han emprendido buscando la solución de una problemática que sigue vulnerando los derechos fundamentales de las y los oaxaqueños.

 

El presidente de la Comisión de Desarrollo Económico, Industrial, Comercial y Artesanal, afirmó que las acciones que ambas partes han emprendido atentan vorazmente contra el desarrollo económico del estado.

 

“La intolerancia al desarrollo está llevando a la debacle al sector empresarial y productivo, dañando el patrimonio de las y los oaxaqueños a costa de intereses para unos cuantos, obstaculizando el progreso del sistema educativo, alejando atracción de inversión y desarrollo económico que permita mejorar la calidad de vida de quienes viven en municipios, agencias y colonias de Oaxaca”.

 

Sergio Bello, aseveró que los titulares del Consejo Coordinador Empresarial, la CONCANACO, la COPARMEX y el Consejo Mexicano de Negocios, informaron recientemente que las afectaciones al sector productivo en Oaxaca suman ya más de mil 700 millones de pesos, pérdidas generadas por los bloqueos carreteros y saqueos en distintas regiones, sin embargo, los daños podrían ser mayores debido a la dificultad de una estimación real.

 

“Esta situación cada día empeora y mientras no exista sensibilidad, responsabilidad y acciones orientadas no al beneficio de unos cuantos, sino de la ciudadanía en general, por parte de los niveles de gobierno y el magisterio, veremos con tristeza cierre de negocios, que ya los ha habido, pérdida de empleo para mujeres y hombres, generando el aumento de hechos delictivos e inseguridad en nuestra entidad”.

 

El legislador manifestó que existe preocupación ante el nulo avance en las negociaciones que permitan a la ciudadanía retomar una vida libre y de pleno goce de sus derechos, de esperar a detener la actividad productiva que continúe lastimando la imagen, economía, seguridad y el estado de derecho.

 

“Oaxaca es más que un sector, un gobierno llámese municipal, estatal o federal que no le interesa el futuro de nuestro estado. Todos, tenemos la oportunidad de manifestarnos, a la libertad de expresión como instrumento constitucional para dar a conocer nuestras ideas, no obstante, es contra los derechos someter a las y los oaxaqueños a una dinámica de restricciones y daños que perjudican su desarrollo”, concluyó.