Alberto Ortiz

 

 

Luego de los hechos violentos ocurridos en Puerto Escondido y Huatulco, legisladores locales urgieron a la Secretaría de Seguridad Pública del Estado (SSPE) a redoblar la vigilancia para evitar nuevos acontecimientos de sangre.

 

Cabe señalar que la noche del pasado lunes, sujetos desconocidos ingresaron a un domicilio del centro del centroturístico y comenzó a disparar, dando muerte a las personas que ahí se encontraban.

 

Hoy, un solitario sujeto asalto una sucursal bancaria en la zona de Huatulco, únicamente cubierto por una máscara y sin mayor prisa ante la nula presencia policiaca.

 

Al respecto, Fredy Gil Pineda Gopar, diputado local del Partido Revolucionario Institucional (PRI) cuestionó la ola de inseguridad que se vive en la Costa oaxaqueña, principalmente en las zonas turísticas.

 

El también presidente electo de San Pedro Mixtepec, lamentó los hechos ocurridos del pasado lunes que dejaron ocho muertos en la zona turística de Puerto Escondido y que han puesto al destino de playa en la mira nacional e internacional.

 

“Oaxaca se encuentra inmersa en una ola de inseguridad, hablamos no sólo de inseguridad económica, sino también social, ya que además de estar bajo el yugo de grupos de poder, el crimen organizado día a día cobra más vidas”, alertó.

 

El munícipe electo por el tricolor demandó a los gobiernos estatal y federal el esclarecimiento de los hechos sangrientos, en donde personas originarias de Puerto Escondido fueron acribilladas por individuos desconocidos.

 

“Los ciudadanos no aguantamos más muertes y que al pasar de los meses se convierten en índices estadísticos; las autoridades no han esclarecido lo ocurrido y se tardan en aplicar las leyes,para al menos dar justicia a los deudos”, comentó.

 

Los niveles de violencia se han incrementado en los últimos meses en la zona turística de la costa de Oaxaca, y en la cual, los legisladores han solicitado se redoblen los patrullajes de vigilancia y disuasión del delito.

 

“Los habitantes de San Pedro Mixtepec no vamos a permitir que nuestro municipio sea secuestrado también por la falta de gobernabilidad y aplicación de la ley”, lanzó.

 

El controvertido legislador costeño aseguró que “si tenemos que defender nuestra casa por nuestras propias manos, de ser necesario lo haremos, no queremos más violencia en nuestro municipio”, advirtió.

 

A su vez, el diputado local priista Carlos Ramos coincidió en la necesidad de brindar una mayor seguridad, tanto a los habitantes como a los turistas nacionales y extranjeros que visitan las playas en temporada vacacional.