Elementos de seguridad resguardan la zona de conflicto; el gobierno estatal condenó los hechos y llamó a recurrir al diálogo y la prudencia

Excelsior

23/07/2016 13:59 GASPAR ROMERO/CORRESPONSAL

CIUDAD DE MÉXICO.

Luego del asesinato del presidente municipal de San Juan Chamula, Domingo López González, y del síndico, Narciso Lunes Hernández, el gobierno del estado reportó la situación “en calma”.

Luego de los hechos registrados, un grupo numeroso de elementos de la Policía Estatal Preventiva tomó el control, asimismo ministerios públicos del fuero común realizan las diligencias necesarias por la muerte del edil y síndico municipal.

Con ello el gobierno del estado le dio celeridad a la presencia policiaca con el fin de garantizar la paz en la plaza central de la cabecera municipal.

A través de su cuenta de Twitter, el gobernador de Chiapas, Manuel Velasco, condenó los hechos violentos y llamó a privilegiar siempre el diálogo y la prudencia.