Los mexicanos incrementaron en 13 centímetros su estatura media en los 100 años que van de 1896 a 1996; sin embargo, el país sigue siendo una nación donde la mayoría tiene una estatura baja, de acuerdo con un estudio de la NCD RisC, una red internacional de científicos en el área de la salud.

 

 

El reporte reconoció que el crecimiento en la población está relacionado no sólo con temas genéticos, sino también económicos.

 

“Por ejemplo, los niños y adolescentes que están desnutridos, o que sufren de enfermedades graves, por lo general serán más bajos que los adultos”, reveló el reporte.

 

La estatura promedio de las mexicanas pasó de 1.43 a 1.56 metros, mientras que la de los hombres se elevó de 1.56 a 1.69 metros.

 

Este crecimiento hizo que ambos sexos subieran su posición en el ranking mundial de altura que contempla a 200 países diferentes.

 

Las mujeres escalaron del peldaño 191 al 145, mientras que los hombres lo hicieron del 184 al 124; sin embargo, ambos promedios siguen en la mitad más chaparrita del listado.

 

El estudio destaca que entre las mujeres, las que más lograron crecer su estatura promedio fueron las surcoreanas al pasar de la posición 196 a la 55 luego de aumentar 20 centímetros su altura promedio.

 

Mientras que en el caso de los hombres los que más crecieron fueron los iraníes, con 16 centímetros y que pasaron del 181 al 67.

 

Los hombres más altos, según el estudio, están en Holanda donde la estatura promedio es de 1.82 metros, mientras que las mujeres con mayor altura están en Letonia, donde miden más de 1.68 centímetros en promedio.

 

El Financiero