Oaxaca.- Distintos sectores de la población se inconformaron por la nueva alza a los precios de las gasolinas, la energía eléctrica, dado que por inercia se incrementarán los precios de la canasta básica y demás servicios.

 

 

Al respecto, la presidenta de la comisión de Hacienda del Congreso local, Leslie Jiménez Valencia, afirmó el alza de 56 centavos por litro de gasolina, representa un severo golpe a la economía familiar.

 

Reiteró que la promesa del presidente Enrique Peña Nieto de parar los gasolinazos, no se llegó a cumplir, así como tampoco los beneficios de la reforma Energética.

 

Enfatizó que “Estamos frente a decisiones unilaterales de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP), el Gobierno Federal ha dejado de escuchar el clamor ciudadano, la economía mexicana está tocando fondo y estamos al borde de una crisis”, manifestó,

 

Jiménez Valencia anotó que tan sólo el dólar ha aumentado casi el 40% de cómo se cotizaba en 2012, ese es el tamaño de la devaluación de nuestra moneda”.

 

La legisladora panista lamentó que el alza a las gasolinas sea la más fuerte de los últimos 20 años, pues es un golpe que ya comienza a pegar a los bolsillos de los diversos sectores de la población y los precios de los productos básicos comienzan a incrementarse.

 

Añadió que el titular de la SHCP, Luis Videgaray, se dedicó a prometer que con la reforma Energética, tanto la luz como las gasolinas comenzarían a bajar de precio, “pero hoy vemos un efecto adverso, es lamentable lo que está sucediendo en nuestro país”, finalizó.

 

De igual forma, el Partido de la Revolución Democrática (PRD) coincidió en que el nuevo gasolinazo que entró en vigor desde el primero de agosto, representa un golpe letal para la economía familiar.

 

El nuevo gasolinazo es el mayor aumento al precio del combustible en lo que va del año, dado que la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP) anunció que en agosto el precio máximo de la gasolina Magna será de $13.96 por litro, el de la gasolina Premium de $14.81 por litro y el del diésel de $13.98 el litro, explicó Horacio Antonio Mendoza, diputado local electo.

 

Son aumentos inadmisibles, no es posible que un mes incrementen el precio de la gasolina y al próximo mes de nuevo otro gasolinazo”, apuntó.

 

“con este nuevo gasolinazo se van a disparar los precios de los alimentos en virtud que costará más la transportación de losproductos de la canasta básica y los más afectados, como siempre, son la gente que vive en condiciones menos favorables”, dijo.