Desde el portal

Mientras 3,000 comerciantes, industriales y camioneros iniciaron un paro en Oaxaca en demanda del cese de las movilizaciones del CNTE que dañan la economía, la disidencia magisterial confirmó que el Gobierno Federal reinició el pago de salarios retenidos a maestros que abandonaron las aulas para asistir a paros y bloqueos como una medida para distender el conflicto por lo que, las sanciones, son cosa del pasado.

 

Y a pesar de la denuncia de ingobernabilidad que mantiene paralizado un estado como Oaxaca, con el mayor rezago social en el país, aún hay quienes incluyen en la boleta electoral del 2018 a los secretarios de Estado encargados de resolver el conflicto; las muestras de insensibilidad social y falta de pericia política están a la vista, no sólo en estados del sureste, sino en la misma capital de la República. ¿Cómo es posible que se atrevan a aspirar a ocupar la silla presidencial?.

 

En nuestro país, la cultura del bloqueo y la Ley del paro para ser escuchados sentó ya jurisprudencia, pues tal parece que se gobierna para dos países: el de la ficción que existe en los discursos oficiales y el de la realidad que vive el pueblo de México. La realidad es que son miles de familias las que se ven afectadas en sus actividades productivas a consecuencia de las movilizaciones magisteriales, y el país que existe en la visión gubernamental, de que todo se va a arreglar o no pasa nada.

En Oaxaca, la situación ha polarizado a la sociedad, entre los que reclaman justamente su derecho al trabajo y entre los que desean seguir viviendo del erario sin el menor esfuerzo. Es decir, los que siempre han vivido de los privilegios oficiales y que se resisten a cumplir con su deber de ser responsables ante la sociedad; para el tamaño de la crisis, no se observa que a nivel gubernamental salga uno capaz de hacer frente y resolver el problema.

TURBULENCIAS

Se alza el PAN en protesta

Damian Zepeda, secretario general del PAN, cuestionó en Oaxaca el triunfo del PRI para la gubernatura del estado y la decisión del Congreso local de que las fracciones parlamentarias deben ser integradas cuando menos con 5 diputados. El blanquiazul quedó fuera al contar con sólo tres legisladores; Zepeda anunció que recurrirán a la controversia constitucional para echar atrás esa medida, en tanto que el diputado local Jaime Bolaños Cacho, autor de la iniciativa, se anunció, se incorporará al organismo gubernamental creado para atender las zonas económicas especiales encomendada al empresario Gerardo Gutiérrez Candiani, ex aspirante a la candidatura del PRI al gobierno de Oaxaca. Bolaños Cacho fue el principal asesor y activista del derrotado candidato de la Coaliación PAN-PRD a la gubernatura, el diputado federal José Antonio Estefan Garfias. Pepe Toño fue reiterativo en su discurso de que “Oaxaca no se vende, tiene dignidad” en clara referencia al proceso de compra de voluntades que llevó al PRI a la gubernatura. Sin embargo, los políticos aspirantes a suceder a Gabino Cue fueron retirados de la contienda mediante la entrega de cargos públicos federales, estatales y municipales; así el principal aspirante, Eviel Pérez Magaña es hoy subsecretario de SEDESOL, Martín Vázquez Villanueva, delegado de la misma dependencia, Mariana Benítez Tiburcio, secretaria general del CDE del PRI y presidenta de la comisión de seguimiento del caso de Nochixtlán: Gutiérrez Candiani en las Zonas Económicas; José Antonio Hernández Fraguas presidente municipal electo de Oaxaca y Estefan se reintegró a San Lázaro, y todos contentos, mientras Oaxaca arde…

www.revista-brecha.com

vidanacional@yahoo.com.mx