Juan Carlos Zavala

 

 

La Sección 22 de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE) exigió una investigación contra el ex Comisionado de Policía Estatal, Froylán Carlos Cruz, sobre su actuación durante el desalojo violento a la carretera federal 190 en el municipio de Asunción Nochixtlán el pasado 19 de junio.

Tras el anuncio del gobierno del estado referente a que fue removido de su cargo y en su lugar se nombró a Cornelio Figueroa, el gremio magisterial consideró que se trata de una estrategia en la que buscan deslindarlo a él y a otros funcionarios de su responsabilidad en esos hechos que dejó ocho personas muertas y al menos 189 heridos.

A través de un comunicado, manifestó que repudia a los funcionarios que sin considerar el verdadero servicio al pueblo de Oaxaca, buscan nuevos cargos dejando en la impunidad que son de su responsabilidad.

“Al igual que el resto de funcionarios involucrados en el Gobierno de Gabino Cué, este supuesto servidor público (Froylán Carlos Cruz) está buscando deslindarse de todas las vejaciones y violaciones a los derechos humanos y jurídicos de nuestros compañeros que fueron tomados como rehenes por el estado mexicano para implementar su reforma educativa. Erróneamente optaron por la cárcel, la sangre y las balas para pretender intimidar a los maestros y maestras”.

La Sección 22 de la CNTE afirmó que el ex Comisionado de la Policía Estatal se va sin vergüenza alguna para ocupar otros cargos públicos cuando su servicio no ha culminado y cuando dejan sangre derramada en la mixteca, caso que sigue en la impunidad.

El movimiento magisterial, en ese sentido, rechazó la designación de Cornelio Figueroa como nuevo Comisionado de la Policía Estatal, porque presuntamente ha sido cómplice de la represión y asesinatos en contra de sus compañeros.

“Gabino, un personaje que se ha dedicado a ser títere de Enrique Peña Nieto, sigue permitiendo que sujetos ajenos a la verdadera responsabilidad de servir, lleguen a servirse de sueldos oaxaqueños. Vilmente acepta la sustitución de este funcionario por un comandante involucrado también en los hechos de Nochixtlán como operador de los asesinatos”.