En 18 entidades, más de 40% percibe dos salarios mínimos

Al cierre del segundo trimestre del 2016, en 18 entidades del país más de 40% de su población ocupada sólo percibe hasta dos salarios mínimos por jornada laboral, equivalente a un máximo mensual de 4,383 pesos, de acuerdo con datos del Inegi.

Al cierre del segundo trimestre del 2016, en 18 entidades del país más de 40% de su población ocupada sólo percibe hasta dos salarios mínimos por jornada laboral, equivalente a un máximo mensual de 4,383 pesos, de acuerdo con datos del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi).

El estado que encabeza la lista es Chiapas, con 63.9% de su población ocupada en esta condición; le siguen Hidalgo (56.1%), Tlaxcala (54.7%), Puebla (54.3%), Yucatán (52.8%), Michoacán (50.0%) y Veracruz (49.9 por ciento).

Precarización del mercado

Ello se debe a la precarización del mercado laboral, puesto que el hecho de que se tenga un bajo crecimiento económico ha llevado a que la mayor parte de las fuentes de trabajo que se generan se encuentren en ese rango de salarios, explicó José Luis de la Cruz, director del Instituto para el Desarrollo Industrial y el Crecimiento Económico (IDIC).

Lo anterior implica, agregó, que se busque tener cierta ventaja en costos salariales bajos para mitigar los altos montos a los se enfrentan las empresas en términos de energía eléctrica, inseguridad y materia fiscal; por estas razones se ha optado por generar empleo de baja calidad.

Dicha situación ocurre en la informalidad, ya que es en ese sector donde los ingresos son los más bajos; “si nosotros revisamos los sueldos o los salarios en promedio que pagan las empresas que dan la prestación de seguridad social, sin problema superan los dos salarios mínimos en promedio. Hay una parte importante que paga más de tres salarios mínimos”, refirió.

Más de la mitad trabaja en la informalidad

Sin embargo, únicamente 12.6% de la población ocupada del país gana entre tres y cinco salarios mínimos y 5.8%, más de cinco. Además, en el país 57.18% de los habitantes ocupados en México se ubica en la informalidad, donde las mayores tasas se muestran en Oaxaca (81.45%), Chiapas (79.51%), Guerrero (79.23%) y Puebla (73.16%), y las menores, en Chihuahua (35.55%), Nuevo León (36.13%), Coahuila (36.81%) y Baja California Sur (38.33 por ciento).

En este sentido, el salario mensual asociado a trabajadores asegurados en el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) osciló aproximadamente entre 7,000 y 12,300 pesos en junio de este año; en últimas posiciones están Sinaloa (7,148 pesos), Quintana Roo (7,202), Durango (7,324) y Nayarit (7,416); mientras en los primeros lugares, Ciudad de México (12,309 pesos), Campeche (11,788 pesos), Querétaro (10,611) y Nuevo León (10,610).

Mejor paga en sector industrial

En contraste, en Nuevo León sólo 22.9% de su población ocupada percibe hasta dos salarios mínimos. Le siguen Querétaro (27.2%), Baja California Sur (28.3%), Baja California (30.8%), Aguascalientes (31.0%) y Chihuahua (31.6 por ciento).

El director del IDIC afirmó que en consecuencia de que los primeros dos estados sean industriales, los salarios son mayores, ya que “la industria en términos generales paga mejor, sobre todo la de la manufactura (…) Por otra parte, los servicios vinculados al comercio al por menor son informales y pagan menos”.

Sobre si la cantidad de uno hasta dos salarios mínimos es viable para adquirir la canasta básica, el especialista indicó que si se tratara de una persona sí, pero el problema es que ese ingreso es para una familia de cuatro integrantes, donde en promedio les tocaría 1,000 pesos a cada uno.

 

El Economista