El Instituto Tecnológico de Massachusetts (MIT, por su sigla en inglés) pondrá en operación un programa piloto de capacitación en manufactura avanzada en el estado de Oaxaca, a partir de agosto del próximo año.

Guadalajara, Jal. El Instituto Tecnológico de Massachusetts (MIT, por su sigla en inglés) pondrá en operación un programa piloto de capacitación en manufactura avanzada en el estado de Oaxaca, a partir de agosto del próximo año.

“Ya ha habido pilotos en otras partes del mundo pero éste es el programa piloto en México y de ahí podemos expandir el programa a diferentes partes de la República”, afirmó José Pacheco, codirector de la Maestría en Manufactura Avanzada y Diseño del MIT.

Detalló que el proyecto busca impulsar la innovación en diversos sectores económicos de la entidad, como el rural, de la industria del calzado y las artesanías, a través de la vinculación entre empresa, gobierno, sector académico y organismos de la sociedad civil.

“Hay innovación de parte de personas que están haciendo su trabajo día a día e inventan algo para mejorarlo y esa innovación se puede convertir en algo que tiene un impacto global”, subrayó Pacheco.

Entrevistado luego de la inauguración del MIT Enterprise Forum (MITEF) México, destacó que el objetivo del instituto es “crear un modelo replicable” para expandirlo a otros estados de la República.

“Vamos a realizar talleres enfocados a manufactura para pymes (pequeñas y medianas empresas) y cómo pueden desarrollar productos de calidad mundial”, refirió el directivo.

Por su parte, Itzel Villa, directora de Emprendimiento de Alto Impacto del Instituto Nacional del Emprendedor (Inadem), indicó que el organismo cerrará el año con 40 fondos de inversión enfocados a apoyar a financiar proyectos emprendedores de alto impacto.

“Este año también nos hemos enfocado a desarrollar el financiamiento colectivo en donde estamos piloteando una plataforma principalmente enfocada a proyectos de emprendimiento social”, puntualizó la funcionaria.

En la tercera edición del MITEF México, que concluye participan representantes de 22 estados del país, integrantes del “ecosistema de innovación” como emprendedores, incubadoras y aceleradoras de empresas, centros de investigación y universidades.

EL ECONOMISTA / PATRICIA ROMONOV