Oaxaca, Oax.- Autoridades de San Martín Peras encabezados por su presidente municipal, Santiago Ramírez Cervantes, negaron que hayan golpeado o dado la orden de golpear a Gabriela Maldonado, quien fue aspirante a regidora de esa localidad.

Señalaron que la ofendida denunció que para evitar que fuera concejal había sido golpeada por su abuelo enfrente de las autoridades, lo que señalaron se trató de una mentira.

El edil indicó que si hubo una agresión por parte de su abuelo, pero se trató de problemas personales, toda vez que el abuelo señaló que ya estaba cansado del comportamiento de su nieta.

“En ningún momento se han violentado los derechos de las mujeres, somos respetuosos y por ello estamos dispuestos a que se lleve a cabo una investigación”, indicó el presiente municipal.

La regidora suplente Paulina Ortiz Ramírez, aseguró que no se ha registrado tal agresión, tampoco tienen conflictos por la cuestión electoral.

“El problema de Gabriela Maldonado es personal, por su vida privada, en el municipio tenemos voz y voto, y participamos en la vida de la comunidad”, detalló.

Foto: Alberto Méndez.