El Fiscal General del Estado descartó que la doble ejecución perpetrada hoy en la colonia Reforma de la ciudad de Oaxaca, fuera perpetrada por el crimen organizado.

“Los primeros datos no arrojan algo que tenga que ver con la delincuencia organizada; no lo tenemos así, para no generar más sicosis; ya tengo un elemento que no quiero mencionar hasta que las investigaciones avancen para dar con los responsables”, dijo el fiscal Héctor Joaquín Carrillo Ruiz.

Entrevistado durante la ceremonia de incineración de droga en la VIII Región Militar, ubicada en Ixcotel, Santa Lucía del Camino, el funcionario precisó que se trata de una cuestión personal de lo cual la Agencia Estatal de Investigaciones continúa con las indagatorias.

Por otro lado, aceptó que continúan las investigaciones con respecto a la presencia del crimen organizado en las regiones Cuenca del Papaloapan, Istmo de Tehuantepec y la Costa, donde se han incrementado los delitos relacionados con esas actividades.

“En los tres lugares lo que más se da son homicidios por temas personales, hay temas efectivamente relacionados con el crimen organizado y de ello se está encargando la PGR; a nosotros solamente nos corresponde el homicidio”, indicó.

PRECISAN NOMBRES

Alrededor de las 03:00 horas de hoy fueron ultimadas dos personas, a bordo de un vehículo marca Dodge, tipo Challenger, color blanco con placas de circulación del estado de Morelos.

De acuerdo con las primeras investigaciones del Ministerio Público, el varón fue identificado como Jesús Antonio Moctezuma Arroyo y la mujer como Aída Narváez Gallegos; de manera inicial fueron proporcionados otros nombres.

La causa de la muerte de la femenina fue hemorragia masiva interna y externa con laceración de víscera pulmonar a causa de un proyectil de arma de fuego que penetró en el tórax; en el caso del hombre, fue también la misma causa pero con laceración pulmonar y cardiaca consecutiva por varios impactos de arma, al parecer calibre nueve milímetros.