El año pasado, Petróleos Mexicanos (Pemex) importó en promedio 505 mil barriles diarios de gasolina, una cifra máxima al menos en los últimos cinco años.

Estas importaciones representaron un incremento de 18 por ciento en relación con los 427 mil barriles diarios de gasolina que compró en 2015, de acuerdo con los Indicadores Petroleros de Pemex.

Además, la cifra es 36 por ciento más que lo importado en 2014.

Desde 2011, los últimos indicadores que tiene públicos la petrolera, no se había registrado una cifra como los 505 mil barriles diarios de gasolina que Pemex importó en promedio a lo largo del 2016.

Sólo en diciembre, Pemex compró más gasolina del exterior que en cualquier mes de los últimos dos años.

Las importaciones de gasolina pasaron de 481 mil barriles diarios en diciembre de 2015 a 606 mil barriles diarios en el mismo mes del año pasado, 26 por ciento más.

Además, Pemex importó 276 mil barriles diarios de diesel en diciembre, más del doble de los 116 mil barriles diarios que compró en el mismo mes de 2015.

Grupo REFORMA informó que en diciembre se registró desabasto de combustible en la Ciudad de México, Zona Metropolitana de Guadalajara, Guanajuato, Aguascalientes y San Luis Potosí, entre otras entidades.

Pemex dijo en su oportunidad que esta escasez fue por distintas razones como el mal tiempo en el Golfo de México, ordeña a gasoductos y una supuesta sobredemanda de combustible en el País.

En cambio, el volumen de ventas de gasolina apenas aumentó 4 por ciento durante diciembre, comparado con el mismo mes del año previo.

En diciembre de 2016, Pemex vendió 885 mil barriles diarios, en contraste con los 847 mil de diciembre de 2015.

 

Reforma