Silvia Chávez González
Corresponsal

Tultepec, Méx.

Cuatro personas fallecieron este sábado, entre ellas dos menores, y seis resultaron heridas, al estallar un taller ilegal de juegos pirotécnicos ubicado dentro una vecindad ubicada en la colonia Jardines de Santa Cruz.

Tras la explosión del 20 de diciembre pasado en el mercado de cohetes, que dejó 42 muertos y 60 heridos –uno aún hospitalizado–, ayer a las 7:30 horas Tultepec, capital de la pirotecnia, enfrentó una explosión que afectó un perímetro de cien metros.

El estallido ocurrió en la calle de Jazmín 42, a un kilómetro del palacio municipal, en un cuarto del segundo piso de una vecindad que según vecinos se usaba para elaborar y almacenar juegos pirotécnicos.

A la hora de la explosión algunas familias aún dormían, despertaron por el estruendo y salieron corriendo a la calle. Colonos que llegaron primero al lugar del accidente dijeron que por las ventanas de sus casas entraron pedazos de tabique que rompieron los cristales, y el zaguán de una vivienda quedó doblado por la conflagración y por el impacto de un ve- hículo. Aún no hay padrón oficial de daños en viviendas, aunque vecinos dijeron que cinco casas fueron las más afectadas.

Una mujer y dos menores de edad fallecieron en el lugar; posteriormente, personal de protección civil y bomberos llegó al sitio, mientras elementos del grupo especial de helicópteros Relámpagos de la Comisión Estatal de Seguridad (CES) trasladaron a heridos al Hospital de Alta Especialidad de Zumpango.

El gobierno del estado de México informó en un comunicado que una cuarta persona pereció cuando recibía atención médica, y seis resultaron con golpes y quemaduras. Detalló que los muertos son Jesenia Cruz Chávez, de 26 años; Aline Rodríguez Chávez, de 6, y Kevin Cruz Chávez, de 11 años, quienes quedaron atrapados entre los escombros de la vecindad. En el Hospital de Alta Especialidad de Zumpango murió Noemí Tinoco Arango, de 39 años, por quemaduras en 70 por ciento del cuerpo.

El agrupamiento de helicópteros Relámpagos trasladó a cuatro heridos al hospital de Zumpango; a dos al Vicente Villada en Cuautitlán, y uno al General de Zona 98 del IMSS en Coacalco.

Detalló que en Zumpango se atiende a Israel Rodríguez, de 38 años, por quemaduras; a Esmeralda Suárez Tinoco, de 11, quien se encuentra policontundida, así como a Pablo Rodríguez Sánchez, de 30 años, quien tiene fractura de tibia y peroné. En el Hospital 98 del IMSS ingresó Guadalupe Ocampo Colín, de 25 años, con quemaduras leves en el rostro y contusión cervical; su estado se reporta estable. En el hospital Vicente Villada se atendió a Dora Alicia Olivares Hernández, de 40 años, y su hijo de 17 años, Kenesi Muñoz Olivares, con dermoabrasiones por vidrios en la frente.

Bloquean a periodistas

Vecinos trataron de impedir a periodistas cubrir el incidente, incluso un hombre armado con un palo correteó a un camarógrafo y otros comunicadores fueron perseguidos por la muchedumbre.

Luego del incidente, alrededor de las 10 horas, el alcalde Armando Portuguez Fuentes inauguró la Feria Nacional de la Pirotecnia, en la cual aseguró que se contaba con cien elementos del Ejército Mexicano, 200 policías de la CES y 200 del municipio, más personal de auxilio médico y de protección civil para dar información y orientación a los visitantes durante el acto.

La Jornada