El Arzobispo de Oaxaca, José Luis Chávez Botello, hizo un llamado para que la sociedad en general atienda y proteja a la familia, en donde se forjan valores y desarrollo.

En su conferencia dominical, aseguró que se den impulsar los valores que garanticen el respeto de la familia, de donde deben surgir acciones para terminar con problemas que le aquejan.

Entre estos el consumo de alcohol, la violencia intrafamiliar y la corrupción, situaciones que deben erradicarse de manera eficaz para alcanzar un mejor grado de desarrollo.

Señaló que este es el camino penitencial que se debe asumir durante la Cuaresma, fortalecido con oración, un cambio de actitudes, además de seguir los preceptos que Dios enseña.

Aseguró que todos los sectores tienen una responsabilidad para lograr mejores condiciones, para que se superen las condiciones que de tienen.