Alfredo del Mazo rindió protesta este domingo como candidato del Partido Revolucionario Institucional (PRI) al Gobierno del Estado de México.

Arropado por personajes polémicos como el ex Gobernador, Arturo Montiel, el aspirante prometió que, de ganar los comicios, trabajará con honradez y honestidad.

En medio del cuestionado activismo gubernamental a favor del PRI, tanto federal como local, acompañaron al candidato los Secretarios de Hacienda, José Antonio Meade; de Comunicaciones y Transportes, Gerardo Ruiz Esparza, y de Salud, José Narro.

También acudieron los Gobernadores priistas de los estados de México, Hidalgo, Jalisco, Campeche, Oaxaca, Guerrero, Colima, Sonora y Yucatán, así como el verde de Chiapas.

Tras la toma de protesta, el dirigente nacional del PRI, Enrique Ochoa, consideró que Del Mazo cuenta con el mejor perfil para gobernar el Estado de México.

Ochoa destacó la “herencia familiar” del candidato, y aseguró que eso garantiza su vocación de servicio.

Pese a las críticas por la inseguridad, la pobreza y la corrupción, Ochoa elogió el Gobierno del Estado de México.

“Que se oiga fuerte y que se oiga claro, todo el priismo del País estamos orgullosos, muy orgullosos de nuestro Gobernador, Eruviel Ávila”, dijo.

 

Reforma