¡QUE CONSTE,… SON REFLEXIONES!
¡Y QUÉ, NO PASA NADA! EXISTE LA EVIDENCIA DE QUE EL GOBIERNO DE GABINO CUÉ ENDEUDÓ CON MA´S DE 18 MIL MILLONES DE PESOS AL ESTADO, “CON LA INTENCIÓN DE PARALIZAR SUS FINANZAS PÚBLICAS ESTATALES” Jorge Gallardo Casas, Secretario de Finanzas.
“Anularan 17 mil contratos y plazas en 37 dependencias de Oaxaca, ya que se autorizaron en forma irregular durante el régimen de Gabino Cué” Javier Villacaña.
         Y, ¿Luego? Pues muchas declaraciones de algo que todos sabemos, no lo tienen que repetir, lo que preocupa a los ciudadanos es que al igual que en Veracruz, Chihuahua, Durango, Puebla, Estado de México, Hidalgo, Sinaloa, Aguascalientes, Quintana Roo, en Oaxaca, se socialice nuevamente el pago de parte de los ciudadanos de los robos de los políticos, funcionarios y empresarios que se encuentran en la impunidad y gozando de los negocios, que les permiten hacer, con los recursos saqueados y robados a los oaxaqueños.
         Mientras no veamos que los responsables de tales tropelías, abusos, corruptelas, saqueos y robos  son investigados y consignados, de nada sirven las declaraciones desesperadas que nos hagan los funcionarios con el objetivo de calmar la indignación y el coraje de los ciudadanos, ante la paralización de la economía y ante la impunidad imperante de los saqueadores y rateros. Entendemos, porque no somos pentontos, de que no hay dinero, ni siquiera tiene recursos el gobierno para poner a operar algunos de los planes y programas prometidos por Alejandro Murat, pero, también, nos sorprende que su equipo de jóvenes parece totalmente conmocionado y paralizado ante la realidad oaxaqueña y ante el desconocimiento de la realidad política de sus regiones y habitantes, de tal suerte que los que se han ido como verdaderas ratas, ahora, aprovechan ese malestar y la utilizan en contra del mismo gobernador, tratando de presentar a sus colaboradores como ineficientes, tontos y, en muchos casos, ligados al saqueo y los robos de los que todos estamos cansados, corriendo en redes y medios pagados por ellos esas versiones, cuando saben que un gobierno goza de credibilidad en función de los resultados y no de las promesas de sus gobernantes. Ante ello, Alejandro Murat, debe dar una batalla fuerte y dar cara a los medios de comunicación que no tienen la respuesta de sus operadores políticos, porque no saben o no conocen o simplemente, como dice la publicidad: Les vale…
         Y en general, en todo el país, se nota el crecimiento de la delincuencia organizada y del aumento del número de asesinatos, desplazamientos, secuestros, desapariciones y amenazas a la sociedad. Por más que los políticos tratan de brindar explicaciones, ya nadie les hace caso, por la simple razón de que se operan con mecanismos que pretenden manipular u ocultar la realidad, y es por ello que, los medios, son derrotados por las redes sociales y por el rumor en todos los sitios. Pero una cosa es la manipulación de la comunicación y otra es la realidad, por ello, no se puede dejar de comentar el hecho de que los grupos de sicarios cambian de sexo, y esto no quiere decir que de pronto nos enfrentemos a grupos de bisexuales, no, la realidad es que los grupos de la propia delincuencia organizada sostenida por los más importantes niveles de poder en el país, aliada de los banqueros, empresarios y financieros, policías, ahora, también, utilizan para su cuidado a los grupos de mujeres y niños que están perfectamente entrenados en ello, y también, ahora, realizan sin preocupación las labores de cobro de piso, vigilancia, control de zonas y las labores de eliminación que se encargan a los grupos especializados de sicarios en todo el territorio nacional.
         En muchos sitios de la zona fronteriza del Norte y del Sur, se han detectado grupos conocidos como, “El cártel de las flacas”, compuesto por jóvenes esbeltas y bellas, entrenadas y listas para eliminar a cualquiera que se ordene por los altos mandos. Además, no se podrá desconocer que desde hace mucho, en los grupos de la mafia operan grupos importantes de mujeres que con mayor organización, conocimiento administrativo, control personal y emocional, visión para los negocios, estrategia y conocimiento de la realidad y los grupos, son las que manejan la dirección de muchos de los importantes grupos de la delincuencia organizada.
         Desde hace algunos años, los principales jefes de la mafia, utilizaban a jóvenes esbeltas, bellas, valientes y capacitas en el uso de armas y vigilancia como cuidadoras de las familias o de ellos que también escalaron como sicarias eficientes para la eliminación de sus enemigos. Hoy, lo que se conoce como “El Cártel de las flacas”, es una realidad de organización. Ya no son personas aisladas como se dieron en el pasado, ahora, son grupos que operan con total independencia y con mucho poder dentro de los grupos de la delincuencia organizada. Es lógico que por medio de esos grupos, no son pocos los políticos que se han visto envueltos en sus redes y amoríos, como en el caso del famoso “francés”, Córdova Montoya, en el gobierno de Carlos Salinas de Gortari y Ernesto Zedillo, que tuviera sus amoríos con una de las más bellas agentes de la policía que, posteriormente, servía a los grupos de la delincuencia, de tal suerte que se mostró como una de las cuidadoras de un importante capo asesinado en Can Cún, Quintana Roo, hace varios años, cuando en este lugar se iniciaban las grandes operaciones del tráfico de drogas y de casas habitaciones para las familias de los narcotraficantes, como hoy se ven en Puebla, Chiapas, Guerrero, Oaxaca, Quintana Roo. Por ello, también, en estos centros que encubren bien a los “fuereños” por ser centros turísticos, se ven  en operación, a los grupos del “Cártel de las flacas”…SON MATONAS, NI FLACAS NI GORDAS, DE BUEN VER…