Empresas ICA dijo que los costos de construcción excedentes ocasionados por problemas sociales y ambientales y estudios de tráfico actualizados han mostrado que el proyecto ya no es viable desde el punto de vista financiero. 

Cd. de México .- Empresas ICA estancó la construcción de la autopista Barranca Larga-Ventanilla en Oaxaca, pues ha perdido más de 2 mil 200 millones de pesos, por lo que ya no es viable financieramente.

“Los costos de construcción excedentes ocasionados por problemas sociales y ambientales y estudios de tráfico actualizados han mostrado que el proyecto ya no es viable desde el punto de vista financiero”, expuso la empresa en su reporte anual 2016.
 

Por eso mantiene las gestiones tanto en la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT) como en el Fondo Nacional de Infraestructura (Fonadin) y Banco Nacional de Obras y Servicios Públicos (Banobras), que podrían encontrar un mecanismo y modelo que permitan continuar con su ejecución y ponerlo en operación lo más pronto posible, detalló.

La compleja situación político-social, sindical y ejidal en Oaxaca, agrega, provocó que el avance de la construcción fuera menor al planeado.

La empresa busca que la SCT autorice y/o reconozca sobrecostos en la autopista de cuatro carriles y 104 kilómetros.

La obra contempla una inversión de más de 5 mil 352 millones de pesos y la concesión duraría 30 años.

La pérdida que el proyecto ha representado para ICA fue una de las causas por las que sus ingresos totales en 2016 cayeron 27 por ciento en comparación con los de 2015.

Se buscó a SCT y Banobras, pero hasta el cierre de la edición la primera no contestó y el organismo financiero declinó hacer comentarios.

Reforma / Azucena Vásquez