Oaxaca, Oax.- La delegación Oaxaca de la Procuraduría Federal del Consumidor (Profeco) instaló oficinas receptoras de quejas en los municipios de Juchitán de Zaragoza y Salina Cruz, a fin de atender quejas de la población; con anterioridad ya se había establecido un área receptora en Santo Domingo Tehuantepec.

La dependencia federal informó que los módulos tienen también la finalidad de promover y proteger los derechos de la población consumidora y con ello prevenir prácticas comerciales abusivas en la región del Istmo de Tehuantepec.

Para ello la titular, Rebeca Cervantes, firmó convenios con los ayuntamientos, que contemplan la habilitación de las oficinas receptoras de quejas en las cabeceras municipales mediante las cuales darán atención a los consumidores cuando presenten un problema de consumo.
Asimismo, incluyen el desarrollo de acciones preventivas y de verificación para garantizar relaciones comerciales equitativas que fortalezcan la cultura de consumo responsable y el acceso, en mejores condiciones, a productos y servicios.

“Con estos actos se avanza en el cumplimiento de lo dispuesto por el Presidente Enrique Peña Nieto y el procurador Federal del Consumidor en funciones, Rafael Ochoa Morales, que promueven el impulso de acuerdos interinstitucionales para incrementar las capacidades de actuación jurídica, organizacional y técnica de la Procuraduría, así como dar seguridad y protección a los derechos de la población consumidora, remarcó.

Expuso que las personas que enfrenten prácticas comerciales abusivas, podrán presentar la queja y llevar un procedimiento de manera formal, pronta, cercana y profesional. Además, aseguró, este convenio impacta de manera favorable a la región ya que los habitantes de otros municipios aledaños podrán ser atendidos en esta oficina receptora.