Hirving Lozano, el regalo de Navidad para México

La luz de Hirving Lozano ilumina el sendero del PSV Eindhoven, y también el de México. El futbolista revelación se ha logrado mantener como la ficha principal en el tablero del equipo que aspira con reinar la Eredivisie. Y ha sido el único mexicano que ha brillado en la primera mitad de la temporada.

El pasado fin de semana el Eindhoven sufrió una humillante derrota a manos del Ajax. Aunque La diferencia se mantiene en más de siete puntos. Lozano fue anulado por la defensiva de los de Ámsterdam y solo tiró a puerta en una ocasión. Este miércoles se enfrentó al Groningen y les empataron en el último minuto 3-3.  El exjugador de Pachuca fue funcional para el engranaje ofensivo y, de paso, se reencontró con la promesa del Manchester City y también su paisano, Uriel Antuna. Lozano salió un minuto antes de que el conjunto verdiblanco consiguiera un gol afortunado.

Hirving Lozano ha participado en 14 juegos en los que ha sumado 10 goles, una cantidad nada reprochable para un extremo como él. Ha sido, uno de los aprendices del entrenador Phillip Cocu, quien quiere su brillo y tranquilizarle.

Y Lozano ha llevado a Holanda ese talento del fútbol de barrio. Su sagacidad la tiene desde los 11 años. El chico, que cuando sonríe muestra unos hoyuelos en sus mejillas, fue el superdotado en Pachuca. Con 15 años viajó a Manchester a disputar un torneo juvenil frente al Oporto, el PSG y el Barcelona. Chucky, como le llaman de cariño por parecerse a un muñeco tenebroso, empezó a notar que sus límites no estaban en México, sino en Europa.

La estupenda temporada de Lozano en el PSV Eindhoven entusiasma a un México que requiere de jugadores distintos para frustrar todos los pronósticos en la Copa del Mundo de Rusia. El tri de Juan Carlos Osorio absorberá esa frescura de un futbolista como Lozano ante el desplome de rendimiento de Giovani Dos Santos y de Carlos Vela.

Lozano, con sus 22 años, es el jugador que mejor cerrará la primera mitad del año para los futbolistas mexicanos en el extranjero. Javier Chicharito Hernández  ha caído en una espiral de lesiones en el West Ham, además de tener una fría relación con su entrenador, David Moyes. Andrés Guardado se ha convertido en la guía en el Betis de Setién, aunque sufrió una rotura en el aductor derecho.

Los únicos constantes han sido el cuarteto del Oporto: Herrera, Reyes, Layún y Corona, habituales en el once inicial. En Bélgica, el portero Guillermo Ochoa ha sido estelar en el Standard de Lieja y también Omar Govea. Ahí mismo, en Portugal, Raúl Jiménez ha tenido unos meses difíciles sin poder hacer goles. Héctor Moreno ha sido el suplente preferido en la Roma con solo 227 minutos jugados. México puede confiar en su Chucky.

 

El País