El WEF mostró datos sobre el impacto económico de la migración. De acuerdo con ellos, los migrantes contribuyen  al PIB mundial con siete trillones 

Davos, Suiza. La riqueza generada por los migrantes, fortalece la capacidad del país receptor de fondear sus sistemas de seguridad social y de pensiones, garantiza un mayor pago de impuestos y fortalece la mano de obra disponible, consignó la Secretaria Ejecutiva de la CEPAL, Alicia Bárcena.

Por ello hizo un llamado a legalizar y ordenar los flujos migratorios.

“Una buena migración, ordenada, legal y bien administrada, puede contribuir mucho a la democracia, a la diversidad y al desarrollo económico del país receptor. Sobre todo, si se trata de economías cuya pirámide poblacional se encuentra estancada”, argumentó.

Al participar en una sesión del cuarto día de trabajos del Foro Económico de Davos, tomó por ejemplo el caso de Chile, donde ha disminuido la tasa de natalidad.

En el país donde vivo, pues ahí está la sede de CEPAL, se recibe legalmente a los inmigrantes, ellos tienen que pagar seguridad social, aceptan firmar contratos que garantizan su pago de impuestos, y cuentan con la posibilidad de integrarse a sectores formales de trabajo.

La funcionaria destacó además, que el sector privado tiene un papel fundamental en esta legalización de la migración, pues ellos mismos cuentan con perfiles de los trabajadores que requieren, y así los están contratando. A veces prefieren salvadoreños, como en Chile para el sector de la construcción; o venezolanos para el de servicios. O peruanos para el deporte. Así que en su opinión, las empresas que contratan y dan empleos a los trabajadores migrantes, tienen también un papel determinante.

Remesas fluirán, gravadas o no
En la misma sesión, participó Hilmet Ersek, CEO de Western Union, quien conversó sobre la intención que tienen algunos gobiernos de economías avanzadas de gravar las remesas.

“Si tu cancelas a la gente la posibilidad de enviar sus remesas a sus familias en los países de origen encontrarán la manera de enviarlas. Y una vía, puede no ser legal.”, observó.

El dinero fluirá de todo formas si se fiscalizan y ni el gobierno, ni las compañías quieren eso, enfatizó.

El WEF mostró datos sobre el impacto económico de la migración. De acuerdo con ellos, los migrantes contribuyen  al PIB mundial con siete trillones de dólares anuales. La remesas mundiales equivalen a 350 millones de dólares al año y representan solo el 15% de los ingresos de los trabajadores migrantes.

Esto significa que el 85% de la riqueza generada por los migrantes, se queda en los países receptores.

Papá volverá a casa
En la misma sesión, que abrió el cuarto y último día de trabajos del Foro Económico de Davos, participó Platon Antoniou, fotógrafo de líderes mundiales y figuras públicas, quien presentó una serie de imágenes donde intentó captar el impacto de la migración sobre las familias y naciones.

“Mi rol es humanizar los datos. Un día, decidí retratar con su autorización, a las familias que han quedado separadas por las medidas anti inmigrantes en Estados Unidos. Encontré una pequeña niña que usaba una playera con la leyenda al frente “Libera a mi papá”. Me autorizaron retratarla y aparece con tal aplomo y dignidad portando la playera, que cuando la felicité, me dijo: “Si de verdad lo hice bien, significa que mi papá volverá a casa”.

El Economista