Pese a que el América lo alcanzó tras vencer a Puebla, La Máquina responde con una victoria sobre Atlas para seguir como mandamás del Apertura 2018

erder el invicto la semana pasada, contra Necaxa. Sirvió, tal vez, que enfrente tuvo al peor equipo del torneo, un Atlas que sigue sin tener gol y que cumplió con el papel de víctima pese a que La Máquina no mostró la buena cara que lo tiene en la cima.

Tibio y con individualidades como la Adrián Aldrete, al minuto 17, además de la lucha por la pelota, como lo hizo José Madueña para dar paso al gol de Milton Caraglio al 56, pudo salir airoso ante una de las peores entradas que han tenido los celestes en el Estadio Azteca.

Cruz Azul continúa en plan grande al jugar como local en la cancha del Estadio Azteca: ante el Atlas consiguió su sexta victoria consecutiva en el Coloso de Santa Úrsula.

Fue al minuto 17 que apareció una genialidad de Adrián Aldrete. En una equivocación en la salida de los Zorros, Aldrete recuperaró el balón y, en lugar de meter un centro, sacó disparo potente al ángulo izquierdo de la portería de José Hernández, para marcar el 1-0 de los celestes.

Antes de terminar la primera mitad el equipo visitante pudo haber empatado, pero apareció Jesús Corona para evitar la caída de su arco, cuando Raúl Rivero remató de pierna izquierda al meterse en el área de Cruz Azul.

En el inicio del segundo tiempo, al minuto 56, José Madueña peleó un balón perdido en el área del Atlas, lo recuperó, sirvió de ‘taco’ para Milton Caraglio, quien controló el balón y de pierna izquierda envió el esférico al fondo de la portería del Atlas. El 2-0 sería el defintivo.

Corona volvió a aparecer al minuto 76 para evitar el gol de los Zorros, pues atajó el balón en un mano a mano contra Andrés Andrade y de este modo mantuvo su portería con un solo gol recibido en los seis partidos que han disputado como locales.

Con esta victoria Cruz Azul es líder absoluto con 23 puntos, y hundió más al Atlas, que no se mueve de la última plaza con dos unidades.

Una victoria más de La Máquina casi firmaría, de forma matemática, su calificación a la liguilla del futbol mexicano. En la próxima jornada visitará al Pachuca.

Adrenalina