Crónicas Oaxaqueñas. 

Oaxaca, Oax.- Esta semana que pasó estuvo verdaderamente tranquila, como que la ciudadanía esperaba que la tierra se cimbrara con un nuevo temblor coincidente en fecha tal como sucedió inesperadamente el año pasado, la principal publicidad en años anteriores estaba dirigida al mega simulacro, en este 2018 se promovió un minuto de silencio, sonarían las alertas sísmicas y después vendría el simulacro.

A la hora pactada me encontraba en una visita de trabajo en céntricas calles de la capital oaxaqueña, salimos de manera ligera y ordenada a las calles, para mi sorpresa poca gente lo hizo, me parece que para el siguiente año el gobierno debe promover con mayor claridad lo que hay que hacer en un simulacro y la importancia de estar preparado para una emergencia, la información relevante hay que estarla recordando ya que tiende a olvidarse con el tiempo y más si el intervalo de espera es de un año o más.

Algo que fue tema de conversación en los corrillos gracias a la enorme difusión periodística nacional que tuvo la noticia, tirando más bien al morbo, fue la llegada a Oaxaca de Diego Armando Maradona, actual director técnico del equipo de futbol Dorados de Sinaloa, el diez llegó a ser el mejor jugador del mundo sin embargo los escándalos por abuso en sustancias prohibidas han dañado esa imagen, los memes internacionales insisten que cayó en blandito en ese estado.

Fue un ídolo tan grande que la gente lo quiere ver y se ha convertido en un imán de taquilla, Oaxaca no fue la excepción, el equipo Dorados pasó de ser un club desapercibido al llegar a alguna ciudad a jugar de visitante a exigir seguridad de muchas patrullas en sus traslados del aeropuerto al hotel y al estadio, quizás sea una exageración sin embargo se les otorgó, como sea más vale que aquí no suceda nada extraño, Alebrijes les pasó encima propinándole su primera derrota en territorio mexicano, no lo va a olvidar nunca y la afición tampoco.

Para la grey católica, hubo un evento muy importante, el 17 de septiembre se realizó la imposición del Palio al nuevo arzobispo de Antequera Oaxaca, Monseñor Pedro Vázquez Villalobos, con la asistencia del Nuncio Apostólico Monseñor Franco Coppola, pero ¿qué es esto y porque la importancia para esta comunidad oaxaqueña? Revisemos algunos datos.

El palio es una faja de lana blanca, de entre cuatro y seis centímetros de ancho, confeccionada en forma de collar con dos extremidades, una por el pecho y otra por la espalda, que lleva bordada seis cruces de seda negra, cuatro en el collar y otras dos en las extremidades.

La proceso de confección de los palios inicia el 21 de enero de cada año en la Iglesia de Santa Inés en Roma, después de la celebración de la Misa, se bendicen dos corderos blancos y se les trasquila la lana, misma que se manda al Vaticano donde se bendice nuevamente, la lana se envía al Monasterio Romano de Santa Cecilia, sus monjas benedictinas son las únicas autorizadas para confeccionar dichas prendas.

Los palios se guardan sobre la urna donde están las reliquias del cuerpo del Apóstol San Pedro, hasta el día 29 de Junio, en que se impondrán a los nuevos arzobispos o se mandarán a los distintos países del mundo donde hubo algún nombramiento, como fue el caso de Oaxaca, el arzobispado nos explica cuál es el significado de esta prenda.

“La lana significa la aspereza de la reprensión a los rebeldes; el color blanco, la benevolencia hacia los humildes y penitentes. La forma circular que encierra los hombros es el temor del Señor, por quien las obras se cierran a fin de que su perfume cubierto no se vaya desvaneciendo, como sucede si se descuidan las pequeñas cosas. Tiene cuatro cruces situadas delante y detrás, a la derecha y a la izquierda.

Así el obispo debe poseer vida, ciencia, doctrina y poder. Se relaciona también con las cuatro virtudes cardinales, teñidas de púrpura por la fe en la Pasión del Cristo. En la parte anterior se representa la justicia: el prelado debe velar para dar a cada cual lo suyo. En la parte posterior, la prudencia: el prelado debe cuidarse de dudas y pensamientos nocivos. A la izquierda, el coraje, para no sucumbir en la adversidad. A la derecha, la templanza, para no descontrolarse en la prosperidad.

Jurídicamente el palio arzobispal es el símbolo de la potestad que tienen los arzobispos en su provincia eclesiástica y los lazos de comunión con el Romano Pontífice. De ahí toda esa ceremonia que se hace en la confección del palio depositándolo sobre las reliquias del primer Papa”.

Como se puede apreciar, el Palio posee un significado espiritual profundo, por eso los Padres de la iglesia consideran que el prelado lo debe llevar con gran diligencia y amor, siendo el impulsor de la unión de toda su comunidad, que por cierto en el caso de Oaxaca se llama Provincia Eclesiástica de Oaxaca y se integra por la Arquidiócesis de Antequera Oaxaca, la Diócesis de Tuxtepec, la Diócesis de Puerto Escondido, la Diócesis de Tehuantepec, la Prelatura de Huautla y la Prelatura de Mixes.

En el mes patrio, en la plancha de la Alameda de León, a un costado del zócalo de la capital oaxaqueña, todos los días de Septiembre, se realizan dos eventos, el izamiento de la bandera a las ocho y media de la mañana y el arrío de la misma a las cinco cuarenta y cinco de la tarde, el Instituto Estatal de Educación Pública organiza y designa quienes tienen ese honor, es una gran tradición que no se debe perder, casi todas las dependencias del gobierno del Estado participan y también algunas organizaciones sociales que caracterizan por buscar el bien de Oaxaca.

El pasado 16 de Septiembre y antes de arrancar el desfile, el H. Cuerpo de Bomberos tuvo a su cargo el arrío de la bandera en un solemne evento, centradas y emotivas palabras expresaron Luis Valeriano González y Manuel Maza Sánchez, sin lugar a dudas inspiradoras para todos los componentes de esa heroica institución, felicidades, gran disciplina la mostrada.

Para mi señora madre, Mercedes Ranz Torrubiano, feliz cumpleaños 87, los mejores deseos, que siga con esa fuerza y lucidez que siempre ha tenido.
Los comentarios continuarán la próxima semana.

Si desea contactarme favor escribir a jpr.cronicas@gmail.com
Facebook: Jaime Palau Ranz
Twitter: @jpranz