La fuga sucedió el 16 de mayo de 2009; los internos que se fugaron estaban procesados o sentenciados por diversos delitos como secuestro, contra la salud y robo calificado.

La Procuraduría General de la República (PGR) ofrece 53 millones de pesos por cada reo fugado del Centro de Readaptación Social (Cereso) de Cieneguillas, Zacatecas.
Así lo informó en su cuenta de Twitter, al publicar la fotografía de uno de los reclusos fugados: Martín Antonio Fernández Arias.

Anteriormente, la PGR ya había dado a conocer este acuerdo que está publicado en el Diario Oficial de la Federación (DOF) una fue el 8 de octubre y otra el 3 de diciembre del año pasado.
A 10 años y 8 meses de los hechos, las autoridades siguen buscando a quienes siguen en libertad.
Los hechos
La fuga sucedió el 16 de mayo de 2009, cerca de las 04:45 horas de la madrugada, y tomó solo cinco minutos para que se llevara a cabo con éxito.

De acuerdo con reportes policiales, ese día (sábado) arribaron al Cereso 10 camionetas tipo Suburban, con hombres armados, quienes presuntamente eran efectivos de la antigua Agencia Federal de Investigación (AFI), de la Policía Federal (PF) y de la misma PGR.
En dichos vehículos se llevaron a los 53 internos que se encontraban en el área de separos de alta peligrosidad siendo procesados o sentenciados por diversos delitos como secuestro, contra la salud, robo calificado y violación a la Ley Federal de Armas de Fuego y Explosivos.
En ese entonces, las autoridades señalaron que algunos de los prófugos estaban relacionados con el grupo delictivo Los Zetas, brazo armado del Cártel del Golfo.
De acuerdo con El Sol de Zacatecas, para mayo de 2017, de los 53 internos que se fugaron, 20 ya habían sido recapturados, 10 perdieron la vida (la mayoría en enfrentamientos armados) y de 23 aún se desconocía su paradero.

*Huffington Post