CRE: la iglesia en manos de Lutero

Preocupante, en verdad, el futuro del sector energético en México. Es tal el rechazo del presidente López Obrador, la secretaria de Energía, Rocío Nahle y el director general de la CFE, Manuel Bartlett, a la Reforma Energética que no son capaces de ver sus beneficios y el gran riesgo es que México se rezague aún más tratando de fortalecer a la CFE y a Pemex, generando una alarmante pérdida en materia de productividad y competitividad para el país.

Todas las medidas que se han tomado en materia energética han prendido focos rojos en el sector privado: cancelación de las rondas petroleras, facultades concurrentes a Sener para fijar tarifas eléctricas, iniciativa de Ley de Pemex para debilitar al Consejo de Pemex, que no ha sido aún aprobada, pretensión de sectorizar a CRE y CHN en Sener que no prosperó, propuesta de un Centro de Logística que no avanzó, pero estaba en contra de atribuciones de la CRE; suspensión de los farm outs de Pemex, rechazo tajante a invertir en campos no convencionales porque el fracking es según López Obrador cosa del pasado, cancelación de las subastas eléctricas de largo y de las dos líneas de transmisión de Oaxaca y Sonora que frenarán el desarrollo de energías limpias fotovoltaicas y eólicas; críticas a los gasoductos de Carso Energy, Ienova y TransCanada; presión contra los órganos autónomos reguladores; y el colmo son las denuncias en contra de 10 exfuncionarios públicos acusados absurdamente por Bartlett y López Obrador de haber incurrido en presuntos actos ilegales en quebranto de la CFE.

Además, hay que incluir en estas desafortunadas medidas a las ternas que finalmente envió López Obrador para sustituir a los comisionados Jesús Serrano; Neus Peniche; Marcelino Madrigal y Cecilia Montserrat Ramiro.

REQUIEREN PARTICIPACIÓN DE PRI U OTRO PARTIDO

Ayer, inició la comparecencia de los primeros seis candidatos y hoy seguirán otros seis para que sean aprobados en fast track. Destacan entre ellos, José Alberto Celestinos, de 90 años, quien, seguramente, será aprobado por el Senado porque es muy cercano a Nahle. De hecho, los 12 propuestos son cercanos a Bartlett o a Nahle y todos están en contra de la Reforma Energética y como serán mayoría en la Junta Gobierno, la CRE que preside Guillermo García Alcocer, perderá en la práctica su autonomía y estarán supeditados a Nahle.

Será interesante ver qué hacen los partidos de oposición, ya que se requiere la aprobación de dos terceras partes del Senado y la duda es si veremos un capítulo más del PRIMOR o si Morena logrará aliados en otros partidos.

En el caso de la CNH aún no envían propuestas de terna porque no es tan urgente, ya que se requieren sólo dos vacantes.

SE DEFIENDE PEDRO ASPE

El exsecretario de Hacienda, Pedro Aspe se unió al grupo de exfuncionarios públicos mencionados por Bartlett en conferencia mañanera y por el vocero de la Presidencia, Jesús Ramírez, en su cuenta de Twitter. Aspe Armella calificó de “grave y falsa la acusación de un supuesto conflicto de interés”.

Aspe, quien dejó de ser funcionario público en noviembre de 1994, se dedicó el primer año a ser profesor de tiempo completo en el ITAM. Se jubiló en febrero de 2017, pero ni como fundador de Protego ni como copresidente de Evercore Partners fue contratado por la CFE, ni participó en Consejos directivos de ninguna empresa eléctrica.

HACIENDA, INFORMACIÓN PARCIAL SOBRE PIPAS

La Secretaría de Hacienda informó que de las 671 pipas que adquirirá el gobierno sin licitación, se han comprado ya 100, de los cuales 50 están ya en México marca Heil, con una capacidad de 43 mil litros cada una o sea son doble remolque

En México, informa la SHCP se compraron —también sin licitación— 25 a Scania Comercial marca Scania y “25 a Detroit Diesel Allison de México, marca Daimler.

La información, sin embargo, es limitada porque no se da a conocer cuáles fueron las empresas vendedoras, a qué precio se pagó cada una, ni ninguna otra característica de la compra de estas pipas. Tampoco queda claro por qué las compraron en Estados Unidos, si aquí en México pudieron comprar 50.

Conocemos que el costo total es de 92 millones de dólares, pero no hay más detalles, por lo que prevalece la opacidad a pesar de que se adquirieron con recursos públicos.

 

FUENTE