Una “banda criminal” de Capulálpam de Méndez, pueblo mágico de la sierra norte de Oaxaca, denominados Izachi, realizan impunemente tala indiscriminada de árboles, según una denuncia ciudadana que circula a través de las redes sociales.

Según la denuncia, estos presuntos talamontes se encuentran talando los bosques y haciendo operación hormiga están sacando la madera en carros grandes y lo hacen a escondidas pasando por el pueblo de Ixtlán de Juárez.

Aseguran que mientras los habitantes de Capulálpam están realizando sus cultos religiosos muy ocupados con sus tradiciones, 3 motosierras todo el día están talando el bosque de este pueblo enclavado en la Sierra Norte.

Por lo anterior, piden a las autoridades detener esta “masacre” que realizan unos cuantos comuneros, al mando de unos personajes algunos de ellos vinculados con la religión evangélica.

Es muy importante, recalcan detener esta tala inmoderada porque rompe con el equilibrio del planeta reduciendo las lluvias , incrementándose la deforestación , reduciendo manantiales, aumentándose la producción de varios gases mortales, según detallan en la denuncia.