La inflación sale del rango por primera vez desde febrero

Durante abril, la inflación fue 4.41% anual, según cifras del INEGI. Después de dos meses de haber registrado cifras dentro de la meta del Banco de México, la inflación regresó a un nivel que se encuentra fuera del rango objetivo de 3% (+/-1%).

México, ¿cómo vamos? utiliza la meta establecida por Banxico para evaluar el desempeño de la inflación, por lo que el #SemáforoEconómico de inflación de abril está en amarillo.

El aumento en los precios durante el cuarto mes del año se calcula usando el Índice Nacional de Precios al Consumidor (INPC). El INPC utiliza los precios de una canasta de bienes y servicios genéricos, los cuales representan agrupaciones de bienes y servicios similares que caben dentro de una misma categoría. Dentro de estos genéricos se encuentran la gasolina, los refrescos envasados, el transporte colectivo y la vivienda propia, entre otros.

La canasta actual es más amplia a la utilizada anteriormente, ya que, a partir de agosto 2018, el número de genéricos considerados en el INPC pasó de 283 a 299, agregando conceptos como la leche de soya y los servicios para mascotas y eliminando cosas como los calentadores de agua y las llamadas de larga distancia nacional.

La inflación anual observada en el cuarto mes del año, la más alta desde diciembre de 2018, fue 3.87% en el componente subyacente y 6.08% anual en el no subyacente. Por otra parte, en su comparación mensual, el INPC aumentó 0.05% respecto a marzo de este año.

La inflación mensual se vio impulsada principalmente por el factor subyacente, el cual considera los precios de bienes y servicios no volátiles y aumentó 0.46% en el mes; en particular, productos como los servicios turísticos en paquete y el transporte aéreo ejercieron presión sobre los precios, con variaciones mensuales de 11.83% y 18.87%, respectivamente.

A la inversa, algunos productos con precios a la baja en términos mensuales fueron la electricidad, la gasolina de bajo octanaje, el gas LP y el chile serrano; estos genéricos corresponden al componente no subyacente, el cual toma en cuenta los precios de bienes y servicios volátiles, como los energéticos y agropecuarios. Este comportamiento de los precios corresponde a la trayectoria observada desde enero de 2019, donde la inflación mensual se ha visto impulsada principalmente por el componente subyacente.

El nuevo INPC, el cual usa como base los precios de la 2ª quincena de julio de 2018, permite también observar la inflación a nivel estatal. En abril, las entidades con mayor variación en los precios fueron Morelos, Jalisco y Querétaro, con tasas mensuales de 0.59%, 0.43% y 0.42%, respectivamente. En contraste, Coahuila, Nuevo León y Tamaulipas vieron disminuciones mensuales de 1.08%, 1.05% y 1.00% en los precios.

En los últimos ocho meses, Sonora, Baja California Sur y Sinaloa son los estados que mayor aumento han tenido en sus precios: sus tasas mensuales promedio han sido 0.76%, 0.74% y 0.72%, respectivamente. Por otra parte, Chiapas ha visto un aumento mensual promedio de 0.26%, el más bajo a nivel nacional.

Este jueves 16 de mayo se llevará a cabo la próxima reunión de política monetaria de la Junta de Gobierno de Banxico, en la que uno de los temas principales será el comportamiento de la inflación. En meses recientes, la inflación subyacente ha persistido y excedido las proyecciones hechas por el Banco Central; considerando que el componente subyacente es el que se ve afectado por las acciones del mismo, se puede esperar que tomen en cuenta su desempeño reciente para su próxima decisión de política monetaria.

*Ánimal Político