En el marco del asesinato de Norberto Ronquillo, el expresidente de México, Felipe Calderón, aseguró que los recortes y el desmantelamiento de las instituciones, impulsado por el nuevo gobierno, son causa indirecta del aumento de los secuestros en la capital.

El ex mandatario comentó a través de Twitter una columna del Héctor de Mauleón en El Universal, donde el periodista asevera que tras la llegada del gobierno de Claudia Sheinbaum, el secuestro tuvo un repunte dramático.

El columnista dice que el secuestro ha aumentado 49.6 por ciento, “a menos de 60 días del nuevo gobierno”.

En este tenor, Calderón considera que la austeridad emprendida es es responsable indirectamente de esta ola de secuestros.

La política presupuestal de asfixia y desmantelamiento de las instituciones, en las que se había avanzado, también es responsable indirectamente de esta ola de secuestros, escribió en esta red social.

“Durante meses, al nuevo gobierno no le interesó nombrar a un nuevo Coordinador Antisecuestro: dejó la oficina en manos de un encargado. Luego vino el recorte, el desmantelamiento… y todo explotó”.

REPORTE INDIGO