La decisión del gobierno de Andrés Manuel López Obrador de eliminar los subsidios a la vivienda afectó la comercialización de las casas más económicas, impactando a las familias de menores ingresos.

En el primer trimestre del año, la venta de vivienda con valor de entre 317 mil y 537 mil pesos cayó 31%, al colocar 37 mil 57 casas-habitacionales, de acuerdo con la Comisión Nacional de Vivienda (Conavi).

Los estados con la mayor contracción en la colocación de este tipo de vivienda fueron Oaxaca, con 57%; Tabasco, con 49.5%; Querétaro, 49.4%; Yucatán, 47.5%; Ciudad de México, 46.7%; Morelos, 46%, y Guanajuato, 44%. (Sara Cantera, El Universal, P.p.)

Fuente: INM