Miembros del colectivo Chopeke instalaron varios sube y baja en el muro fronterizo, entre Anapra, Ciudad Juárez y Sunland Park, en Nuevo México, con el objetivo de concientizar a la sociedad que entre los dos países pueden logran un equilibrio.

Asimismo, exhibir que los ciudadanos de ambas naciones pueden convivir entre ellos sin los sentimientos de racismo como los manifestados por el presidente Donald Trump.

Fuente: Heraldo de México