Jorge Castillo Díaz, quien según afirman en Oaxaca fue o es el financiero del exgobernador Gabino Cué, hoy cambió de plaza y tras estar señalado de hacer varios negocios irregulares en tierras oaxaqueñas y de ser el “prestanombres” del  exgobernador perredista, ahora a aparecido en Michuacán donde realiza las mismas practicas de presuntos negocios y trafico de influencias a la sombra del gobernador Silvano Auroles Conejo. Tal vez castillo es muy bueno para los negocios o es de todas las confianzas de los perredistas. Por cierto en Oaxaca se preguntan si Castillo Díaz, ahora que hace “negocios” en Michoacán ¿tendrá las mismas cuentas bancarias que utilizaba para mandar dinero desde bancos oaxaqueños a bancos estadunidenses en Austin, Texas?…Se lanzan los dados.

Fuente: EL UNIVERSAL