Juan Martínez Ferra

Oaxaca. Ante la pretensión del diputado Mauro Cruz, del Partido Morena, de legislar para actualizar la Ley Orgánica de la Universidad Autónoma “Benito Juárez” de Oaxaca (UABJO), la Asociación Nacional Nacional de Universidades e Instituciones de Educación Superior de la República Mexicana (ANUIES) calificó como intervencionista dicha propuesta.

“A través de diversos comunicados, durante los últimos meses se ha presentado una tendencia en los poderes legislativos o ejecutivos de las entidades federativas para modificar las leyes orgánicas de las universidades públicas autónomas, sin mediar comunicación ni participación de los órganos de gobierno competentes ni de las comunidades universitarias.

“Lo cual constituye una evidente transgresión a la autonomía universitaria, reconocida en el artículo 3°, fracción VII de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos”, expuso a través de un comunicado de respaldo al rector Eduardo Bautista Martínez.

Añadió que tal es el caso, ahora, del embate contra la UABJO, ya que el día 29 de enero, se presentó una iniciativa en el seno del Congreso del Estado de Oaxaca para modificar la Ley Orgánica de esa Casa de Estudios, a fin de incorporar la figura de un órgano interno de control que sería designado y regulado por dicho Poder Legislativo.

“En este sentido, la ANUIES reitera las prerrogativas fundamentales que otorga la autonomía universitaria y las propias leyes orgánicas de las universidades públicas autónomas, tales como la facultad y la responsabilidad de gobernarse a sí mismas; educar, investigar y difundir la cultura respetando la libertad de cátedra, el libre examen y la discusión de las ideas; determinar sus planes y programas de estudio; fijar los términos de ingreso, promoción y permanencia de su personal académico, y administrar su patrimonio”, expuso.

Agregó que estas prerrogativas de autogobierno y autonormación impusieron a las instituciones de educación superior correlativas obligaciones para expedir sus propias normas y decidir sobre la distribución de competencias entre sus distintos órganos de gobierno; así como establecer mecanismos diversos para la revisión, supervisión y fiscalización del manejo de los recursos públicos que les son asignados por los gobiernos federal y estatales.

“Además, como parte de su compromiso y responsabilidad social, las universidades recurren a la auditoría externa para dictaminar sus estados financieros, los cuales ponen a disposición de sus comunidades y de la sociedad, y los publican como un ejercicio de transparencia y rendición de cuentas para informar sobre el destino que dan a los recursos públicos que reciben y los resultados de sus funciones académicas y administrativas”, manifestó.

Por lo anterior, la ANUIES, con absoluto respeto a las competencias que corresponden al Congreso del Estado de Oaxaca, “hace un llamado para evitar cualquier acto que transgreda la autonomía o limite el funcionamiento de la Universidad, invadiendo sus facultades de autogobierno”.

“Asimismo, se pronuncia contra estos actos unilaterales y antidemocráticos, que no representan la voz y voluntad de la comunidad universitaria y manifiesta su total apoyo a la UABJO para interponer las acciones, dentro del marco jurídico que corresponda, para preservar su estabilidad y mantener el desarrollo de sus funciones académicas, con base en el régimen de la autonomía”, remarcó.