Oaxaca.- La poesía es un equilibrista que lleva una bandeja de palabras sobre su cabeza, comentó en alguna ocasión la escritora Guadalupe Ángela, quien falleció en su natal Oaxaca. 

Autora prolífica, abordaba temas como la adolescencia, la infancia, la danza, incluso el existencialismo y la alquimia.

Entre sus obras destacan La alquimista, Poemario de las vírgenes, A lápiz haikús, así como las antologías Oaxaca Siete poetas (Almadía), Zarpamos, Tres ventanas a la literatura oaxaqueña actual (Editorial Almadía) y Anuario de poesía (Fondo de Cultura Económica). En 2009 presentó su plaquette de minicuentos Cuchillitos (Pharus) y su poemario Conchas donde guarda la jacaranda sus semillas, (Secretaría de Cultura del Gobierno del Estado).

Además es autora del libro de poesía para niños y niñas ¡Cuidado! ¡Te cae la nube! (Pharus y A mano). En 2012, se subió a la web el libro virtual Cartas a Santiago (Pharus). Su obra más reciente la dio a conocer en 2019, Autorretratos de una joven bailarina (1450 ediciones).

En su momento, el escritor Cuauhtémoc Peña afirmó que Guadalupe Ángela es “una de las mejores poetas oaxaqueñas de la actualidad, por su voz solo suya, más nítida y madura”. La obra de Guadalupe Ángela, una de las poetas más consistentes de su generación ha sido traducida a varios idiomas.

Al lado de la escritora italiana Angela Masotti, tendió un puente entre México e Italia con la antología Zarpamos, en el cual aparece material bilingüe de la escritora oaxaqueña.

Guadalupe Ángela cursó la licenciatura de Enseñanza de Lenguas Extranjeras en la Benemérita Universidad Autónoma de Puebla (BUAP), la maestría en Literatura Mexicana por la UABJO y el doctorado en Estudios Críticos del Lenguaje por la Universidad Autónoma Benito Juárez de Oaxaca, donde además fue directora del Centro de Idiomas.