Juan Martínez Ferra 

Oaxaca.  A 15 días de la huelga, existe una fuerte división en el STEUABJO y la mayoría de los trabajadores disidentes se declararon hartos del paro de labores, pues hasta el momento su dirigencia no ha logrado nada de lo que prometió y tampoco han informado a la base.

La protesta inició el pasado 1 de febrero y aún no hay visos de solución, pues de acuerdo con fuentes consultadas de la Junta Local de Conciliación y Arbitraje, la dirigencia insiste en exigir un 20 por ciento de aumento salarial, cuando a nivel nacional los topes fijados no rebasan el cuatro por ciento.

Además, demandan el pago de un laudo laboral por 18 millones de pesos, pero eso no es parte del pliego petitorio ni asunto que deba corresponder a la Junta Local ni rema de la huelga.

Asimismo, quieren una veintena de bases para eventuales, además de recategorizaciones y más jubilaciones; sin embargo, los topes presupuestalesy lineamientos impuestos por el gobierno federal y el estatal no lo permiten.

En tanto, de acuerdo con los trabajadores inconformes, la dirigencia del STEUABJO que encabeza Ariel Luján Pérez planea iniciar a partir de este lunes una serie de bloqueos y tomas de oficinas de gobierno, a través de los porros “El Sonrics” y “El Mora”, para obligar a la UABJO que cumpla sus pretensiones.