EL ECONOMISTA

Oaxaca.- El próximo Director General de la Organización Mundial de Comercio (OMC) será una mujer: Ngozi Okonjo-Iweala de Nigeria o Yoo Myung-hee de Corea. 

El presidente del Consejo General, el embajador de Nueva Zelanda, David Walker, informó este jueves que ambas finalistas habían logrado el apoyo más amplio entre los miembros de los cinco candidatos restantes.

Amina Mohamed de Kenia, Liam Fox del Reino Unido y Mohammed Moziad Al-Tuwaijri de Arabia Saudita se retirarán de la carrera.

La ronda final de consultas comenzará el 19 de octubre y concluirá el 27 de octubre.

Del 24 de septiembre al 6 de octubre, los miembros de la OMC expresaron preferencias sobre los cinco candidatos restantes durante las consultas con Walker y los embajadores Dacio Castillo de Honduras y Harald Aspelund de Islandia.

Basado en la profundidad y amplitud de las preferencias articuladas a los facilitadores, Walker dijo en una reunión de jefes de delegación el 8 de octubre que los dos candidatos que obtuvieron el apoyo más amplio y profundo de los miembros y que posteriormente deberían avanzar a la ronda final son Ngozi Okonjo-Iweala y Yoo Myung-hee.

El resultado crea un precedente histórico para la OMC, ya que asegura que la Séptima Directora General se convertirá en la primera mujer en dirigir la organización.

Mientras los miembros pasan a la ronda final de consultas, Walker enfatizó, como lo ha hecho en todas las etapas, que el objetivo final de este proceso de selección mesurado y claramente definido es lograr una decisión por consenso de los miembros sobre el próximo Director General.

“Nuestro objetivo sigue siendo fomentar y facilitar la creación de consenso entre los miembros y ayudar a pasar de esta lista final de dos candidatos a una decisión sobre el nombramiento. Como esta es la ronda final del proceso de consulta, debería llevarnos al punto en el que podamos hacer una recomendación al Consejo General sobre esa decisión”, dijo Walker.

El Consejo General es el máximo órgano decisorio de la OMC, además de la Conferencia Ministerial que se reúne cada dos años.

“Como fue el caso de la primera ronda, todos los miembros permanecieron completamente comprometidos con este proceso. Los facilitadores y yo estamos agradecidos por esta respuesta tan positiva. Está claro que todos los miembros otorgan gran importancia a este proceso”, añadió Walker.

Durante las consultas confidenciales Walker; Castillo, presidente del Órgano de Solución de Diferencias, y Aspelund, presidente del Órgano de Examen de las Políticas Comerciales, plantearon a cada delegación una sola pregunta: “¿Cuáles son sus preferencias?” Luego, los miembros presentaron dos preferencias a la “troika” de embajadores.

Walker dijo que la tercera fase de consultas les dará a los miembros tiempo suficiente para preparar sus posiciones. Otro factor para esperar una semana para que comience la tercera etapa es el ajetreado calendario de reuniones de la próxima semana, incluida una sesión programada de dos días del Consejo General.

Durante este periodo, se pedirá a los miembros de la OMC en consultas confidenciales que expresen a los facilitadores una preferencia única y, basándose en estas preferencias, la troika entregará su evaluación sobre cuál de los dos candidatos tiene más probabilidades de obtener el consenso de los miembros y convertirse en el séptimo Director General de la Organización Mundial del Comercio.