EL UNIVERSAL

Oaxaca.- La ex titular de la Secretaría de Desarrollo Social (Sedesol), Rosario Robles Berlanga, aceptó declararse culpable de ejercicio indebido del servicio público a cambio de cumplir sólo seis años de prisión y no pagar la reparación del daño que se le exige por la Estafa Maestra.

Este miercoles, la defensa de Rosario Robles, presentó por escrito a la Fiscalía General de la República (FGR) una propuesta para que se le permita acceder a un procedimiento abreviado, con lo que descartó por completo solicitar un criterio de oportunidad.

En su acusación formal, la FGR solicitó, además del pago de la reparación del daño por el monto total de la Estafa Maestra, de cinco mil 500 millones de pesos, que se le impongan 21 años de prisión pues se le acusa de dos cargos de ejercicio indebido del servicio público agravado porque el delito se cometió cuando ella era servidora pública.

En su escrito, Robles afirmó que no procede la reparación del daño reclamada por la FGR debido a que a ella no se le acusa directamente de cometer desvío de recursos o peculado sino de una conducta de omisión.

En consecuencia, rechazó pagar la reparación del daño exigida y únicamente ofreció pagar una multa de 30 Unidades de Medida de Actualización, por cada cargo, que equivalen a un total de cinco mil 377 pesos, aproximadamente.

Propuso pasar seis años en la cárcel, dos por cada cargo de ejercicio indebido del servicio público y uno más en cada uno por el agravante que se le aplica.

Solicitó demás a la Fiscalía General de la República que se designe un funcionario de alto nivel con capacidad de decisión para revisar su propuesta y, en su caso dialogar con ella, para lograr la autorización del procedimiento abreviado que busca.

La FGR la señala de no evitar ni informar a su superior jerárquico que durante su gestión en la Sedesol y la Sedatu se realizaron contrataciones irregulares.

El pasado 26 de febrero en audiencia en el Centro de Justicia Penal Federal del Reclusorio Sur, la FGR indicó que, debido a que Robles no quiere pagar la reparación del daño, no procede concederle ninguna posibilidad de terminar el proceso de manera anticipada, por lo que solicitó llevarla a juicio.

El juez de control difirió la diligencia y volvió a citar a Robles y a la FGR para audiencia intermedia el 26 de marzo para dar oportunidad a que dialoguen y puedan negociar una terminación anticipada.

Durante la diligencia,Robles indicó que la FGR jamás la buscó, como previamente le ordenó el juez, y que en todo su proceso se le ha obstaculizado cambiar la medida de prisión preventiva y ahora acceder a un criterio de oportunidad o a un procedimiento abreviado.

“Nadie me visitó en el penal de Santa Martha Acatitla, nadie me ha hecho a mí, Rosario Robles una propuesta, me extraña enormemente las posturas que aquí se han señalado, no sólo por los casos que son públicos que todos conocemos de gente que fue trasladada a un hospital sin pisar la cárcel y quien está en esta misma causa conmigo y que no ha pisado ni un minuto la cárcel porque se le dio el criterio de oportunidad”, dijo.

“Men han obstaculizado en otro momento el poder cambiar mi medida cautelar, el poder acceder a un criterio como sí han accedido otras partes (en el mismo caso)”, dijo.

Señaló que incluso su defensa ha solicitado a la FGR acceder a las otras carpetas de investigación iniciadas por la Estafa Maestra, en las que sí se imputa la firma de convenios irregulares y en las que la ASF no es ofendida, pero que se le ha impedido bajo el argumento de que no tiene interés.