Oaxaca.- En la mayoría de las entidades mencionadas, las precipitaciones podrían acompañarse de descargas eléctricas, y se estiman condiciones para la caída de granizo en Baja California, Chiapas, Chihuahua, Ciudad de México, Durango, Estado de México, Guerrero, Jalisco, Nayarit, Michoacán, Morelos, Oaxaca, Sinaloa y Sonora.

Vientos fuertes con rachas de 50 a 60 kilómetros por hora (km/h), se estiman en Aguascalientes, Baja California, Campeche, Chihuahua, Coahuila, Durango, Guanajuato, Jalisco, Nuevo León, Puebla, San Luis Potosí, Sonora, Tamaulipas, Yucatán, Zacatecas y el Golfo e Istmo de Tehuantepec, así como oleaje de 1.5 a 2.5 metros (m) de altura significante en las costas de Chiapas y Oaxaca.

Las precipitaciones podrían provocar deslaves, incremento en los niveles de ríos y arroyos, y desbordamientos e inundaciones en zonas bajas, por lo que se exhorta a la población de los estados mencionados y a la navegación marítima a atender los avisos del Servicio Meteorológico Nacional (SMN) de la Comisión Nacional del Agua (Conagua) y seguir las indicaciones de las autoridades estatales, municipales y de Protección Civil.

Las condiciones mencionadas serán generadas por un canal de baja presión extendido desde el noroeste hasta el centro de la República Mexicana, el cual interaccionará con inestabilidad atmosférica superior y con el paso de la Onda Tropical Número 16, que se desplazará sobre Guerrero y Michoacán; y por un segundo canal de baja presión extendido sobre el sureste del país, aunado al ingreso de humedad proveniente del Golfo de México y Océano Pacífico.

Por otra parte, en el Océano Pacífico se vigila la evolución de tres zonas de baja presión. La primera se localiza aproximadamente a 450 kilómetros (km) al sur de Puerto Ángel, Oaxaca; la segunda a 985 km al sur-suroeste de Playa Pérula, Jalisco, y la tercera a mil 850 km al oeste-suroeste de Cabo San Lucas, Baja California Sur, y tienen, respectivamente, 30, 90 y 80 por ciento de probabilidad de desarrollo ciclónico en el pronóstico a 48 horas. La primera de ellas favorece el potencial de lluvias sobre Guerrero y Oaxaca, y las restantes no generan efectos en el país.

Se esperan temperaturas mínimas de 0 a 5 grados Celsius en las montañas del Estado de México, Hidalgo, Puebla y Tlaxcala.

En contraste, se mantendrá el ambiente de caluroso a muy caluroso en el noroeste, noreste y occidente de México, así como en la Península de Baja California y la Península de Yucatán. Se pronostican temperaturas máximas de 35 a 40 grados Celsius en Baja California, Baja California Sur, Campeche, Coahuila, Guerrero, Michoacán, Nuevo León, Quintana Roo, Sinaloa, Sonora, Tabasco, Tamaulipas y Yucatán.