Después del rotundo fracaso que fue para la administración que tiene bajo su responsabilidad Manuel Andrés López Obrador (MALO), la Consulta Ciudadana efectuada el pasado domingo uno de agosto en el país, ahora uno de sus supuestamente más “fieles” alumnos, Marcelo Ebrard Casaubón, presentó el nuevo distractor. Una demanda en los Estados Unidos de América (EUA), en contra de once de los fabricantes que forman parte de una de las industrias más importantes y por tanto poderosas del vecino país del norte. Industria que quiérase o no aceptar, es una de las bases de la economía norteamericana, pues nuestro vecino siempre está en estado de guerra en diferentes partes del mundo y cuando no lo está, se dedica a vender los productos de esta poderosa económicamente industria produce a los países que sí lo están.

A pesar de las grandes esperanzas que tiene el gobierno del presidente López y sus seguidores por la demanda interpuesta en los Estados Unidos por la cancillería mexicana en contra de 11 empresas americanas, fabricantes de armas, Smith & Wesson, Beretta, Century Arms, Colt, Glock, Ruger, Barrett, Interstate Arms, entre otras, en una demanda civil, sometiéndose penosamente a la jurisdicción de un juez de la Corte de Distrito de Boston. Los acusa de comercio negligente e ilícito, buscando una compensación multimillonaria con base en el daño que le han hecho, a juicio de nuestro gobierno, a nuestro país. Esa demanda la entabla quien no tiene en su país pantalones para atacar de frente a los cárteles de la droga y que además tiene la obligación de controlar las fronteras precisamente para que esas armas no ingresen a México. Los fabricantes americanos no tardaron en responder: “En lugar de buscar el chivo expiatorio en las empresas estadunidenses que respetan la ley, las autoridades mexicanas deben concentrar sus esfuerzos en llevar a los cárteles ante la justicia…”, señalan, además que la demanda es una afrenta a la soberanía de su país estadunidense y una amenaza a su Segunda Enmienda, pero además señalaron que “México es responsable del crimen desenfrenado y la corrupción dentro de sus propias fronteras.”

Para mí, ínclito lector es otra gran cortina de humo de Manuel Andrés López Obrador MALO, ahora resulta que la culpa de la violencia en México es de esos fabricantes. En el vecino país de acuerdo a la “Ley de Protección al Comercio Legal de Armas” se prohíben juicios contra fabricantes, distribuidores, vendedores e importadores de armas de fuego y municiones por actos o consecuencias que resulten del mal uso de estas. Sería muy conveniente que el canciller Ebrard Casaubón, comentara o expusiera en alguna conferencia de prensa, inclusive en alguna de las mentirosas mañaneras, en qué casos los fabricantes de algún producto son responsables del uso que les dan a esos productos, las personas que los adquieren. Acucioso lector, ¿conoce algún caso al respecto?. Citemos un simple ejemplo: cuando alguna persona compra un automóvil y lo utiliza para algún asalto, ¿cuánta responsabilidad tiene el fabricante? ¿Se podrá demandar a la armadora por el asalto? Seguramente no, aunque se ponga la demanda no prosperaría.

Marcelo hizo la sesuda declaración refiriéndose a la ridícula acción legal: “no lo hacemos para meter presión a los Estados Unidos de Norteamérica, sino para que no haya muertos en México”. Por lo que hay que entender qué si se para el flujo de armas hacia nuestro país, se acabarán los asesinatos en México. A lo que agregó la cancillería: “las empresas demandadas son conscientes de que sus productos son traficados y utilizados en actividades ilícitas en contra de la población civil y autoridades de México”. Así las cosas en este penoso asunto que ahora exhibirá el país a nivel internacional, pues el Canciller de México, dijo que lo que se solicita a los fabricantes de armas es una compensación que considera puede ser de aproximadamente el 2% del Producto Interno Bruto (PIB) de México, además de que les indiquen cuál es el flujo de las armas cuando llegan a México. Lo que no dijo es que como ya no hay dinero para repartir, ahora cree que se lo puede quitar a los norteamericanos.

Pero además el gobierno mexicano se enfrenta a la Asociación Nacional del Rifle NRA, quien tiene de su lado a más de la mitad del Congreso estadounidense. Lo alarmante de esta noticia es que López centre sus esperanzas de disminuir el altísimo índice de homicidios dolosos en esta demanda, la cual en la muy reducida posibilidad de prosperar sus resultados serían visibles dentro de muchos años. ¿En ese lapso vamos a seguir sin perseguir a los delincuentes, acusándolos con su mamá, con esa política estólida de “abrazos, no balazos”? La responsabilidad de que las armas no entren a México es de nuestro gobierno federal por la ineficiente operación y corrupción aduanera, no porque los fabricantes las vendan en los Estados Unidos bajo sus propias leyes. A pesar de ello, L(í)opez Obrador desesperado, ahora está pisando terreno minado.

Jugadas de la Vida

Mis felicitaciones a los señores Magistrados del Tribunal federal Electoral por haber destituido de su cargo como Presidente de dicho tribunal a José Luis Vargas, quien además tiene abiertas investigaciones por lavado de dinero. Dicha resolución tomada al amparo de la total independencia de la que goza este tribunal, donde no pueden por ende intervenir ni la Suprema Corte ni el Consejo de la judicatura y mucho menos el Senado, causó gran indignación en MALO, quien a raíz de esto, nuevamente amenazó con la desaparición tanto del INE como la renuncia de los magistrados del TEPJF. Ante ese descontento, Arturo Zaldívar temió le hicieran lo mismo los ministros de la Corte y mejor reculó de las intenciones de López Obrador de ampliar su cargo.

Twitter: @ldojuanmanuel