FORBES

Oaxaca.- A pesar de que en el primer semestre de 2021 se registró un incremento de 76% en la llegada de turistas estadounidenses en México, para el segundo semestre han aumentado el número de cancelaciones desde ese país, así como locales, porque ha aumentado el riesgo de contagio de Covid-19 a causa de la variante Delta en medio de cifras récords de contagios diarios.

Alejandro Zozaya, vicepresidente del Consejo Mundial del Viaje y el Turismo (WTTC, por sus siglas en inglés) indicó en entrevista para Forbes México que el segundo semestre de 2021 no seguirá la misma tendencia del primero si no se refuerza la vacunación y promoción turística.

“En términos de porcentaje en el segundo semestre de 2021, los números van a estar parecidos, en número absoluto no porque hay estacionalidad y tenemos las vacaciones de primavera que son muy importantes en Estados Unidos, tuvimos un extraordinario mayo, junio y julio, pero a partir de la última semana de agosto no solamente estamos viendo la estacionalidad, sino que, por lo de repunte de la variante Delta, hay un cambio en el ritmo de las reservas y cancelaciones“.

No te pierdas: México perderá 60 mdd al mes por estar en ‘lista roja’ de Reino Unido

Por otro lado, la Unión Europea ha mantenido restricciones de entrada internacional incluso para Estados Unidos ante la propagación de la variante Delta, lo cual ha beneficiado a México y su mercado más fuerte: el estadounidense.

“El día de hoy tenemos algo de ‘turismo prestado’ porque todavía no tenemos el inventario compitiendo en pleno, ni de cerca de lo que son los cruceros que es un competidor muy importante a la par de los hoteles, ni tampoco tenemos la competencia de Europa, donde una parte muy importante de Estados Unidos viaja en el verano y este año al no tener esa posibilidad, están contemplando la posibilidad de viajar a México y el Caribe”, afirmó Zozaya.

De acuerdo con el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi) entre enero y marzo pasados, el consumo de los turistas extranjeros cayó 51.8% y el gasto del turismo nacional, 16.4% interanual.

Si bien hay destinos mexicanos, sobre todo de sol y playa, que han mostrado resiliencia en la llegada de turistas internacionales y reservaciones como Los Cabos, Cancún, Puerto Vallarta y Cozumel, también hay otros impulsados por el turismo doméstico.

Lee: Turistas estadounidenses regresan a playas mexicanas en primer semestre de 2021; aumentan un 76%

“Tenemos otros mercados que aún con el mercado doméstico van recuperándose los fines de semana, pero tenemos muy presente el tema de la inseguridad, como es el caso de Acapulco. Si bien la pandemia nos ha pegado durísimo, particularmente en el caso de México lo que nos puede arruinar toda la película es el tema del crimen y la inseguridad, afectando al turismo de forma permanente, profunda y duradera“, agregó Zozaya.

A nivel América Latina, México se ha posicionado uno de los países más resilientes ante la pandemia de Covid-19 por mantener la apertura y no imponer ningún tipo de restricciones, seguido por República Dominicana, Jamaica y Costa Rica.

Con la apertura de Canadá, el también presidente ejecutivo de Apple Leisure Group aseguró que esperan que para finales de otoño regresen al ritmo de reservas que genere una base importante de turistas para el próximo invierno, la temporada más importante.

“Casi el 50% de la contribución de la generación de divisas en el año en lugares como México y el Caribe es por el turismo de placer que se da los primeros 4 meses del año porque hay más tráfico y tarifas más altas, lo que produce una derrama económica más grande”, detalló.

De acuerdo con estimaciones de WTTC, la caída del PIB turístico en América Latina fue de 41% y 23% para los empleos; en el caso de México cayó 48% la contribución del PIB turístico y 17% en los empleos , tomando en cuenta la recuperación que se ha presentando en los últimos meses.

“El turismo fue el sector más golpeado y de forma profunda porque en su momento a nivel global teníamos casi el 75% de reducción en tamaño tanto de ingresos, divisas y empleos y por su puesto se ha recuperado una parte importante, pero aún estamos muy por debajo porque depende de los países que tienen dependencias del turismo como parte total del PIB“, advirtió Zozaya.