REFORMA

Roberto Zamarripa / Enviado

La Habana, Cuba(06 mayo 2022).- Una explosión destruyó el emblemático Hotel Saratoga en la zona de La Habana Vieja y causó un saldo preliminar de 8 fallecidos, 30 heridos y 13 desaparecidos.

En el lugar hay tareas de rescate y búsqueda entre escombros en espera de encontrar con vida a más personas.

El hotel estaba cerrado desde hace dos años por la pandemia de Covid-19 y se encontraba en labores de remodelación en víspera de su reapertura este martes 10 de mayo.

El siniestro causado aparentemente por una fuga de gas mientras se suministraba combustible al hotel cimbró toda la zona de Paseo del Prado. El templo de El Calvario, aledaño al hotel, resultó parcialmente destruido. También quedaron destruidos autos estacionados y varias construcciones, muchas de ellas antiguas y de por si deterioradas por falta de mantenimiento, resultaron afectadas.

El Presidente de Cuba, Miguel Díaz Canel, y el Primer Ministro, Manuel Marrero Cruz, junto con otras autoridades nacionales y habaneras se apersonaron en el lugar minutos después de la explosión ocurrida poco antes de las 11:00 de la mañana.

El Hotel Saratoga, de cinco estrellas, fue sede de festejos de los 58 años de Madonna hace un lustro. Había sido reabierto en 2005 con el propósito de convertirlo en un centro de atracción en la deteriorada zona de La Habana Vieja.

Ubicado en la icónica avenida de Paseo del Prado, el hotel contaba con 96 habitaciones, tres bares, alberca y un amplio centro de negocios.

De construcción colonial, que data de 1880 cuando era un centro de almacenes, el inmueble quedó desgajado de su parte frontal con la destrucción total de cuatro de sus seis pisos.

Una enorme nube de humo siguió al estruendo que cimbró a La Habana Vieja.

La movilización inmediata de bomberos, personal de salud y de funcionarios tiene copada la zona.

Hospitales como el Calixto García, uno de los más importantes de la capital, fueron habilitados para recibir a los heridos.

Pobladores de la zona fueron evacuados y niños que estaban en una escuela cercana fueron trasladados hacia el Capitolio.

La Embajada mexicana, a cargo de Miguel Díaz, envió personal al lugar para indagar si hay connacionales afectados.

La zona es eminentemente turística. Hasta el mediodía no se tenían reportes de mexicanos afectados.

El Canciller Marcelo Ebrard lamentó los hechos y ofreció apoyo a las autoridades cubanas.