AGENCIAS 

En los últimos 36 años las pasadas administraciones federales se dedicaron a exportar crudo e importar combustibles, así como debilitar la industria petrolera en el México, para ello se buscaba la privatización del sector, afirmó el presidente Andrés Manuel López Obrador. 

En la inauguración de la refinería “Olmeca” en Dos Bocas, Paraíso, Tabasco, López Obrador señaló que México vivió en las últimas décadas mucha corrupción. 

El mandatario nacional, destacó que era un gusto conmemorar en Paraíso Tabasco el cuarto aniversario del triunfo en la elección presidencial del primero de julio del 2018.

En el evento, de inauguración de la etapa constructiva de la refinería “Olmeca”, explicó que con el triunfo electoral en el 2018, el gobierno de México decidió aplicar una nueva política energética en materia petrolera, el objetivo es claro dejar de exportar crudo y procesar la materia prima en el país, para producir gasolina y diesel y consumirlo en el mercado nacional. 

Aseveró que su administración no escuchó el canto de la sirena y se impulsó la nueva política de combustible. 

Detalló que decidió modernizar las estrategias existentes lo cual ha permitido aumentar casi al doble la capacidad productiva, es decir pasando de transformar 485 mil barriles diarios a 863 mil al día de hoy, el año próximo se tendrá capacidad para procesar 120 mil barriles con la refinería Olmeca.

En el evento estuvieron presente el gobernador Carlos Manuel Merino Campos, el Secretario de Gobernación Adán Augusto López Hernández, de Energía, Rocío Nahle García, el director de PEMEX, Octavio Romero Oropeza, el gobernador de Oaxaca, Alejandro Murat, funcionarios federales, estatales y municipales, así como empresarios, entre ellos Carlos Slim y el presidente de la Concanaco, Héctor Tejada Shaar,.