Grupo REFORMA

Cd. de México (24 diciembre 2022).- Las autoridades municipales de Santo Domingo Teojomulco, en la Sierra Sur de Oaxaca, mantienen encarcelados a una bebé de un año de edad junto a sus padres desde hace siete meses en el sótano del Palacio Municipal, habilitado como cárcel, denunciaron habitantes.

Erika Díaz Martínez y Rubén Gutiérrez Silva fueron acusados el 29 de mayo por el presunto desvío de recursos de una gasolinera comunitaria que administraban.

Ambos fueron señalados y encontrados culpables sin que las autoridades les permitieran presentar ninguna documentación sobre su labor y sin que se les permitiera acceder a una defensa, de acuerdo con medios locales.

Santo Domingo Teojomulco es una región montañosa ubicada a 136 kilómetros de la capital de Oaxaca. Según el censo más reciente, se calcula que la comunidad está poblada por 5 mil 260 indígenas.

El Municipio está regido por el sistema normativo interno de “usos y costumbres” y por un sistema de “justicia carcelaria” impuesto por la autoridad municipal encabezada por Otoniel Cruz Díaz.

La Defensoría de los Derechos Humanos del Pueblo de Oaxaca (DDHPO) señaló que si bien se reconoce la jurisdicción normativa de las comunidades indígenas para establecer sanciones, “estas también tienen límites”, sentenció.

“De acuerdo con las leyes vigentes en el País, el arresto por faltas administrativas en centros municipales no debe superar las 36 horas”, apuntó la DDHPO.

Advirtió que el arresto de la menor y sus padres representa “una grave violación a los derechos humanos”.

Los diputados de la 65 Legislatura del Congreso del Estado exhortaron a la Fiscalía General del Estado de Oaxaca para que de manera inmediata libere a la menor, a sus padres y a otras nueves personas que se encuentran ilegalmente privadas de su libertad.

Erika y Rubén están sentenciados a 15 y seis años de prisión, respectivamente, o a pagar 10 millones y un millón de pesos para que puedan obtener su libertad.

En octubre pasado, el Alcalde Cruz Díaz negó en una entrevista al diario de circulación estatal “Noticias” que la menor y sus padres estuvieran encarcelados, a pesar de que los lugareños -que han preferido quedarse en el anonimato por miedo a las represalia- sostiene su versión.

Un sujeto identificado como Rubén Salvador Martínez denunció a través de un carta que ha sido condenado a tres años de prisión en Santo Domingo Teojomulco por tratar de exponer el caso de Erika y su bebé.